PREGÓN DE LAS FIESTAS 2017 EN HONOR A LA PATRONA DE PALENCIANA, LA VIRGEN DEL CARMEN

Pregon.jpg

 

 

 

Muy buenas tardes a todos y a todas.

Saludar de forma especial a mi Mamá, papá, hermana, hermano, familiares, amigos, amigas, a los Hermanos Mayores del 2017.

Al Señor Alcalde y a la Corporación Municipal, al Señor Párroco Don Lorenzo, a la Junta Directiva de la Hermandad de la Virgen del Carmen, a sus costaleras y costaleros y por supuesto a todos los vecinos y vecinas de Palenciana.

Antes de comenzar mi Pregón voy a hacer una serie de puntualizaciones.

Lo primero es darle las gracias a los Hermanos Mayores del 2017 por elegirme pregonero en su año.

Mamá espero no defraudarte, no os asustéis, simplemente puntualizo en ella porque a la hora de elegir al Pregonero de este año no me votó, así que…espero que el trabajo que hoy te muestro aquí haga que te arrepientas de esa decisión.

Probablemente, después de muchas reflexiones, llego a la conclusión, de que tal vez, eso de que mi madre no eligiera a su hijo para ser Pregonero fue y es una medida proteccionista.

Sabía, y se ha convertido en una realidad, que mi presencia como Pregonero, como mínimo, iba a causar expectación, por suavizar el término.

Ella me conoce bastante bien y sabe que no me callo ante nada. Hoy no es un día diferente, no me callaré, pero como siempre, en mis palabras encontrarán mis pensamientos y mi opinión, respeto, empatía y atrevimiento.

Les pido toda la atención del mundo puesto que el Pregón que les relataré está lleno de pequeños detalles sin los cuales no tiene sentido alguno.

En esta tarea no he estado solo. No quiero pronunciar nombres pero el acto de hoy no es mío solamente. Gracias a todas esas personas que lo han hecho posible y han querido colaborar en esto que a continuación va a suceder.

Por último, a los Hermanos Mayores del 2017, que hoy se convierten en mis propios Hermanos Mayores, gracias y mil gracias. Creo que a todo palencianero le hace ilusión hacer el Pregón por antonomasia de nuestro pueblo. A mis 29 años, demasiado joven diría yo, cumplo un sueño gracias a todos ustedes.

Hermanos Mayores del 2017, os pido que hagáis un esfuerzo de retrospección, que viajemos al pasado y os pongáis en los ojos de esos niños y niñas que un día fuisteis.

A los más pequeños les digo que hoy a lo mejor no lo entenderán, pero cuando pasen unos años me gustaría que escucharan este pregón y lo asimilaran.

No me puedo reprimir sin mencionar la odisea que ha pasado este grupo de vecinas y vecinos de Palenciana desde que decidieran dar el paso para ser Hermanos Mayores.

Varios son los libros que cuentan nuestra historia, cultura y tradiciones. Sin lugar a duda y si esto no cambia, una página de esa historia es para este grupo de personas decidas y valientes que, sin pensar todo lo que iba a suceder, decidieron ponerse manos a la obra para ofrecernos lo mejor de cada uno de ellos con el fin de no perder una centenaria tradición.

Y no hablamos de una tradición polémica ni conflictiva, como estamos acostumbrados ahora a escuchar debates sobre El Toro de la Vega o la imagen que se proyecta de San Fermín, todo lo contrario.

La forma de hacer y organizar nuestra feria es un ejemplo cívico de convivencia, esfuerzo y sentimiento de pertenencia a unas raíces que se demuestra en los dos años de preparativos que tienen los Hermanos Mayores hasta poder ofrecer unas magníficas fiestas en Honor a nuestra Patrona.

Sois el David que luchó contra Goliat.

La mayoría de este grupo de personas son mujeres, hoy os convertís para mí en la Clara Campoamor que, convencida de sus reivindicaciones, no paró hasta conseguir el derecho de voto para las mujeres.

En este pregón he querido plasmar esa insistencia y lucha continua. Son dos valores que toda persona debería absorber.

Me veo reflejado en vuestra vivencia y eso fue clave para aceptar este reto. No sé si estaré a la altura, no intento atraer a todo el mundo. Las letras que hoy escucharéis nacen desde la humildad, sin dejar atrás la sinceridad.

Sé que me quedaré en el intento de agradaros, pido perdón, pero os aseguro que detrás de todo esto hay muchos sentimientos. Gracias por dejarme expresarlos. Muchas gracias.

Y sin más demora, comienzo, comenzamos nuestro Pregón.

 

IMG-20170814-WA0004.jpg

 

¿Cómo iniciar uno de los discursos más importantes que daré en mi vida?

¿De qué hablo?

¿qué temas trato? Con lo fácil que hubiese sido decir “muchas gracias pero no creo que esté preparado”…

Y al decir eso…

Dime la verdad, la Virgen del Carmen, la Patrona de Palenciana o la madre de dios. No contestes todavía, no hace falta, la madre de dios ya lo sabe, pero dime la verdad La Reina del Monte Carmelo o la madre dios.

 ¿Cómo? ¿Qué no estás preparado? Gonzalo no eres tú ni es por ti. ¿No está preparado un joven para afrontar un Pregón? Conozco gente de tu edad que ha emigrado fuera de España para buscarse su futuro, tienes amigos y amigas que han afrontado la maternidad o paternidad siendo muy jóvenes, tienes vecinos y vecinas que pelean contra enfermedades graves…

¿crees que la juventud está preparada para la vida? Sí, no cabe duda. ¿estaba tu abuela preparada para criar a 5 niños y trabajar durante toda su vida? ¿De verdad tienes esas dudas cuando el Miguel estuvo luchando durante años contra el cáncer? ¿Crees de verdad que alguna vez tuvieron la oportunidad de decir NO?

…Esta reprimenda fui la que sentí cuando intentaba obtener una respuesta viendo una foto de mis Hermanos Mayores del 2013, de mis amigos y amigas.

No os puedo describir el tono de voz ni la intensidad de la persona que me habló. Evidentemente me estaba regañando como una madre lo hace a su hijo. Me pregunto, ¿estará ahí la fe?

Decía la pluma de Cervantes en El Quijote que:

“como no estás experimentado en las cosas del mundo, todas las cosas que tienen algo de dificultad te parecen imposibles. Confía en el tiempo que suele dar dulces salidas a muchas amargas dificultades”.

Con mi juventud admito que no estoy experimentado en las cosas del mundo, pero confío plenamente en dar salida a las dificultades.

Hoy quiero cerrar un círculo que se inició en el momento que mis amigos y yo decidimos vivir juntos la aventura de ser Hermanos Mayores.

Fuimos más de 40, pero dos personas son las que siempre quise que me acompañaran en esta vivencia. Mi abuela Pepa y mi amigo Miguel Ángel Cruz Pérez.

Mi abuela siempre ha sido muy religiosa y devota de la Virgen del Carmen, ha visto como su marido y algunos hijos han sido Hermanos Mayores. Se desvivía por nuestra Patrona.

Un detalle que explica este fervor: cuando salí de mi casa para ir a la Universidad lo primero que me regaló fue un cuadro de la Virgen del Carmen. Desde entonces, siempre, lo primero que entra en los pisos donde he vivido, que son muchos, es un cuadro de ella. Es mi manera de sentirla a mi lado.

Mi amigo Miguel Ángel, palencianero de pro que se equivocó y nació en Cataluña. Nunca he visto a una persona amar tanto nuestra tierra y a nuestra Virgen del Carmen en tan poco tiempo.

Ninguno de los dos nos pudieron acompañar  físicamente en el año 2013 cuando fuimos Hermanos Mayores.

En el anecdótico acto donde se entrega el cuadro de la Virgen del Carmen a los Hermanos Mayores venideros, Leandro le entró esa imagen a mi abuela y al Miguel, representados por el padre de mi amigo y yo.

Hoy quiero cerrar ese círculo, mis sentimientos, mis valores, mis palabras nacen de todo lo aprendido con ellos.

Gracias al papá del Miguel, a Higinio, por darme permiso y animarme a hacer este pregón.

Las siguientes indicaciones que recibo son: “Es un Pregón para la Virgen del Carmen y en la Iglesia”. Arqueé la ceja, miré hacia los lados y dije VALE.

Y desde noviembre hasta ahora no faltaba la semana en la que mi madre me recordara todos y cada uno de los detalles, acabando con la frase: “no la líes mucho, pórtate bien”.

No se como hemos llegado, pero la realidad es que un año más ya está aquí la oportunidad y el compromiso, un gran poder conlleva una gran responsabilidad y ese vértigo, seguro, es el que hoy, Palenciana, sienten nuestros Hermanos Mayores, el mismo miedo con el que aceptaron el deber de no perder una tradición.

Este camino no ha sido fácil, tenéis la espalda marcada a base de latigazos en forma de negativas, problemas y zancadillas. Y yo, aquí estoy, con el mismo vértigo que pudisteis sentir el año pasado en la China.

Hoy somos uno y os doy las gracias por hacerme representante de vuestra voz.

No tenemos poderes, ni grandes cuentas, pero tampoco tenemos miedo. Ya está aquí lo esperado, ya llega lo bueno, llega nuestra Feria, el verle la cara a nuestra guía.

Y es que ya se nota en nuestras calles… el color Carmelita adorna los balcones forjados de nuestro pequeño pueblo cordobés.

Que corra la alegría, que los abuelos traigan a sus nietos. Ya sabe Palenciana a forastero, a vecinos que nunca se han ido. Ya se echaron a la calle nuestras gentes, nuestro alma.

E Inexplicablemente plantado en una tarea y en una posición ocupada anteriormente por paisanos y paisanas cuyas trayectorias humanas y profesionales superan claramente a la mía, doy comienzo a mi intervención enfundado en la piel de un niño.

Hoy tengo más claro que nunca, que el estar aquí subido no me pertenece a mí, sino a mucha gente, a todos esos que le fueron añadiendo trozos de vida y piezas de lego, de distintos colores y formas, a mi ser.

Todas esas bocas que pronunciaron palabras sabias, esas almas que me acompañaron hasta donde hoy estoy. Todos esos soy yo y de alguna manera yo también soy ellos.

Hoy abro a ustedes, mis palencianeros y Palencianeras, mis preguntas sin respuesta, os ofrezco mis tribulaciones con pocas certezas, mis incertidumbres, mis inseguiridades.

Hoy y aquí, sobre todo aquí, en la Iglesia y en nuestro pueblo, nadie sobra: en palabras del maestro Sabina:

Que aquí no sobra nadie, compañeros,

Que todo el mundo en esta tierra cabe.

Andaluz y español, más europeo

Que el virus que nos quiere separar,

POR SÍ dice ese himno en el que creo

Y por el mundo, y la humanidad.

Pues bien, este Pregón comienza con mi desnudo espiritual hacia todos, lo confieso: estoy buscando mis creencias, estoy buscando eso que llamamos fé. Una palabra monosílaba, pequeñita, pero que acoge un gran significado que no soy capaz de completar.

No te sientas culpable, a fin de cuentas nuestra Virgen del Carmen es la madre de dios, pero la Reina de Palenciana no es la madre de dios y eso hasta dios lo sabe.

En mis 29 años no he parado en esa búsqueda, vengo de una familia donde mi abuela era muy religiosa, mi madrina es maestra de religión, mi tío Hermano Mayor del Santo Sepulcro de Palenciana, mi Padrino miembro de la Hermandad de la Virgen del Carmen y yo Soldado Romano desde pequeñito y costalero de la Virgen del Carmen desde los 15 años.

Por lo tanto espero que no duden de que me he criado en un ambiente intensamente impregnado de cristianismo, apostólico y romano, eso nos lo aprendíamos del tirón en la catequesis que me daba una de las Hermanas Mayores de este año, la madre de un gran amigo mío, Dolores Aguilar Arjona.

Dime la verdad, la Virgen del Carmen o la Patrona de Palenciana, porque la verdad está en ella y la Reina de Palenciana, la de verdad, no necesita a Jehová, ni a Yavé, necesita al que viven en Palenciana, a sus fervorosos fieles, a la que anda por tus calles, a la de humana encarnadura, por la que lloran las madres…

Ahora dime la verdad, la Virgen del Carmen o la Reina de Palenciana, no contestes todavía, no hace falta, porque ella ya lo sabe.

El primer recuerdo que yo tengo de la Virgen del Carmen, de la Iglesia o de la religión en sí es a mi abuela leyendo la Biblia. Una mujer de familia humilde que no tuvo la oportunidad de tener unos estudios porque la dictadura de ello se encargaba.

Fue capaz, ya mayor, de apuntarse a la Escuela de Adultos y empezar a entender esas letras que sabía hacer o a construir esas frases que les costaba plasmar en un papel. La recuerdo las siestas o las noches con su gran Biblia pasando esas hojas finas como la seda, intentando comprender aquello que repetía constantemente. Llegó a darle varias vueltas al texto sagrado.

¿Cómo una mujer que no fue a la escuela de forma regular es capaz de superarse y aprender con una edad avanzada? ¿Eso es fé?

O será que todo nace de la perseverancia, particularmente de Dolores nuestra maestra de adultos, y la dedicación de tantos años a esas personas que no pudieron estudiar. ¿es fé lo que tiene Dolores en sus estudiantes?

¿Qué pasa por su cabeza cuando ha dedicado tantas y tantas horas a darle una oportunidad a decenas de personas que no tuvieron una escolarización?

Sinceramente creo que si tuviese describir qué es la fé, de alguna manera, el trabajo de Dolores estaría en mi explicación, su dedicación a ellos que no tuvieron o desaprovecharon una oportunidad es parte de mi concepción de creer.

Sin lugar a duda ninguna el periodo de formación más importante para un ser humano es la escuela. Pasamos de ser niños a adolescentes, y los que sigan estudiando posiblemente lleguen a ser jóvenes adultos. Por lo tanto, fuera de incertidumbre, la escuela, el instituto y la universidad o la formación profesional nos marcarán de por vida y lo que pase en esos años tendrá mucho que ver con nuestro futuro.

Hoy estamos aquí ante nuestra Patrona, la Virgen del Carmen, pero también ante su hijo. Hace mucho tiempo que me dí cuenta que, si quiero describir lo que es la fé debería fijarme en lo que representa ella, la Reina del monte Carmelo. Una madre que cuida y vive para su hijo, pero que a su vez le deja la libertad de elegir su camino, incluso conociendo la fatalidad de su destino.

Los maestros y maestras, en especial los de nuestro Colegio, el CEIP San José y nuestra guardería, es un vivero de fé, de lo que yo entiendo por fé.

Y muchas veces no somos conscientes de su trabajo, o creemos que por leer cuatro comentarios de páginas o revistas, que nadie sabe de dónde salen, nos creemos en especialistas de la pedagogía y la didáctica.

Hoy os digo de forma orgullosa que gracias a una intervención de rodilla, me desvié y tuve que  hacer la Diplomatura de Educación Física, estudiar para maestro. Ha sido, sin vacilación, el revés más beneficioso para mí.

Estudiar magisterio me hizo abrir la mente, más de lo que la tenía, y empatizar con todos los maestros y maestras que tuve, he tenido y tendré a lo largo de mi vida.

Queridas madres y padres. Por favor, ayudadme a construir mi concepto de fé, confiar, como un día la Virgen confió en los apóstoles para predicar la palabra de Dios.

Parte de la descripción de lo que es para mí la fé está ahí, encerrada en esas paredes de nuestro Cole, en el trabajo de esos grandes profesionales que día tras día se ven cuestionados, pero que a su vez dedican horas y horas para que vuestros hijos e hijas algún día sientan esta misma fé que yo siento hacia ellos.

Lo que yo aprendo de esta descripción de fe es que hay que dar menos lecciones y nos tenemos que atrever a no dejar de aprender, lo que lleva implícito ser humilde y reconocer que no tenemos la única y absoluta verdad verdadera.

Y desde esa humildad hubo una persona que trabajó intensamente para que unas generaciones de niños y niñas supiésemos apreciar los valores del deporte y a través de ellos sentirnos orgullosos de nuestro Pueblo.

Muchos de esos niños y niñas, que hoy son adultos, no sería lo que son, o lo que somos, sin haber estado tirados por toda la geografía de Andalucía haciendo deporte. Desde los 9-10 años, hasta los 20-21 Leandro me demostró a través de la humildad y del trabajo como dejar el nombre de Palenciana marcado en todos los territorios que recorríamos, en mi caso, para jugar a fútbol sala.

No solo él, sino todas las personas con las que tuve la oportunidad de compartir estos años. Gari, José, mis amigos, compañeros de vestuario, contrincantes… todos ayudamos a inculcar a través del deporte el sentimiento de pertenencia y de orgullo hacia nuestro pueblo y nuestras tradiciones.

Trabajar todos juntos por lograr un objetivo. Eso aprendí durante mi juventud de la mano de Gari, José, mi tío Juan, Leandro y de tantos otros.

Nombrar a Palenciana y que se te ponga el bello de punta.

Contigo y con tu lucha también aprendí a admirar a mi pueblo y a sus tradiciones, en especial a los Hermanos Mayores por los que tanto has apostado siempre.

Y de una persona que cree y es devoto de nuestra Virgen del Carmen cojo dos conceptos que me ayudaron a construir mi fe: el unir fuerzas para conseguir objetivos y el sentimiento de admiración hacia nuestra tierra.

 

scan10021.jpg

Dos percepciones que definitivamente quedaron para siempre en mí gracias a un gran amigo mío y Hermano Mayor en el 2013 junto con todos nosotros: Miguel Ángel Cruz Pérez.

Quizás a pocas personas les suene este nombre. Miguel Ángel, a partir de ahora, Miguel, es hijo de Higinio y Tere, nieto de La Chata y del Bizco Hinio.

Como las buenas amistades uno NO recuerda cuando empezaron, lo cual quiere decir que comenzaron hace muchos años, probablemente con un balón de por medio.

Idas y venidas a nuestro pueblo hicieron que este Palencianero, mi amigo, mi Hermano Mayor, se metiera en nuestras vidas como un estribillo pegadizo de verano.

Partidos de fútbol, siestas juntos, tardes en la piscina, noches de verano… Todo ello sembró un lazo indestructible, no con nosotros ni con nadie en particular, sino con nuestro pueblo, con nuestra gente y nuestras costumbres.

Tengo la inmensa suerte de pertenecer a un grupo de amigos y amigas muy unido y bastante consistente, al que se han unido, sin preguntar y sin permiso, personas de Benamejí u otras latitudes, que, sin duda, han enriquecido nuestra amistad.

Es más, hoy estamos de enhorabuena, ayer una de mis mejores amigas aceptó el reto del matrimonio. Querida amiga, hermana, costalera…enhorabuena. Fabián, te queda un año para arrepentirte…

Ese mismo grupo de amigos y amigas, mi segunda familia, siempre hemos tenido muy claro, desde bastante jóvenes, que queríamos ser Hermanos Mayores. Finalmente lo fuimos, con 23-24 años la mayoría, pero os aseguro que era una idea que rondaba nuestras cabezas desde bastante jóvenes.

Por ese deseo se desvivía el Miguel. Recuerdo tardes de conversaciones mirando la piscina y a la sombra de un árbol como me contaba sus planes.

“Mira Gonzalo, yo lo tengo todo planeado para el año que viene. Como tengo el curso de buceo, pues este invierno me sacaré el de buceo profesional. Con ese curso me darán el título de socorrista. Así que me vendré al pueblo todo el verano.”

O cuando disfrutábamos en la feria juntos y decía: ”Cuando seamos HHMM traeremos a Media Azahara y a Extremoduro”. Y nosotros haciendo cálculos de cuanto teníamos que sacar para poder traerlos…

Verano tras verano saltábamos de alegría, llorábamos en las despedidas en la esquina Rute y bebíamos chupitos en el Gorri. Hasta que sin saber como, ni cuando, una enfermedad pactó en nuestras vidas: el cáncer.

Pasámos de veranos azules, a veranos de montañas rusas, donde podía venir muy bien o estar mermado por la enfermedad.

Pero en realidad no importaba, su deseo, su sentimiento hacia Palenciana, era mucho más fuerte que cualquier quimioterapia.

Tal vez, en uno de sus peores veranos, fue cuando nos demostró su fuerza, su fé.

Llevaba siempre a su virgen del Carmen de alguna manera, en foto, en el móvil, en un escapulario…y ese verano, mi compañero costalero, mi cabeza de fila le cedió su puesto.

Miguel el Manquillo le dijo “venga, ahora te toca a tí”. Yo estaba justo detrás de él, en ese mismo palo, a unos 4-5 cuerpos de él.

Lo recuerdo como si fuera ayer, con su gorra gris en la cabeza, nervioso, intentando llevar el paso y a la vez haciendo fuerza para notar el peso de su señora.

Mi Miguel era mi amigo, pero en aquel momento se convirtió, para siempre, en mi hermano costalero.

 

Antonio.jpg

Ser costalero de la nuestra Patrona es especial, por lo menos para mí. Mi primo, yo con 14 añitos, me brindó la ocasión de cogerla en mitad de la procesión, justo después de los cohetes. Desde entonces no la he soltado.

Yo puedo decir que he cogido los dos últimos tronos de nuestra Patrona. Yo tuve la oportunidad de conocer y padecer eso de abrir la Iglesia el día 15 de madrugada, para coger sitio debajo del trono y guardarlo hasta la hora de la salida.

Yo he pasado de perderme los músicos a guardar el sitio y  montar el trono el día 15 para nuestra salida.

Un ritual que no ha hecho nada más que acrecentar mi pasión por ella, la Patrona de Palenciana.

Ver como vienen a verla, a tocarla, a admirarla, sin hablar, solo a contemplar… me impacta el reflejo de su tez en los ojos de los Palencianeros y Palencianeras.

Los nervios de la Juana o de la Yolanda, son las carreras de Manolo. Tornillo que no entra, varal equivocado de sitio, retoques florales, acomodo de almohadillas…

El paso más grande de Palenciana, la procesión más larga y todo…llevado por gente llana, sin sobresaltos ni protagonismo.

Ya no puedo romper ese lazo, me embriaga tu devoción reflejada en la admiración de todo aquel que te contempla.

No soy costalero por mí, ni por tradición, ni por la insistencia de mi primo…

Quiero llevarte sobre mis hombros para creerte y para sentirte. Estar a tus pies el 15 de agosto es un lujo de incalculable valor.

Observar como tu pueblo te aclama, te admira, no es comparable con nada. El honor de ir debajo de tu manto y portando tu trono, es ver la cara con la que te miran paisanos, vecinos, familiares, amigos y forasteros.

Esos rostros de asombro, fe, respeto, emoción, esperanza o anhelo solo los conocen tus costaleros, quienes nos perdemos el contemplar la luz de tu faz para verlo reflejado en los ojos de las miles de personas que te embelesan en el día grande de Palenciana.

Mis hermanos costaleros preparan sus hombros, el trono reluce como una estrella, ya traga saliba el cura y toma el control el pueblo. Ya están fuera nuestras mejores galas, se preparan las gargantas de nuestro esperado Coro.

La plaza se llena de gente que espera a la Reina de Palenciana, se prepara la campana, arriba el paso entero. Avanza hacia la calle y te pones a la altura de tu pueblo.

Timbales, trompetas, tambores y palillos. De música se inunda tu templo, dientes apretados y labios temblorosos.

Ya comienza tu recorrido, ojos brillosos, ausencias marcadas. Aquí te muestro mi plegaria, despojado de mis miedos, aquí te ofrezco esta locura de este loco palencianero.

Aquí elevo mi oración al soberano poder de la Reina de Palenciana.

Ya viene tu olor a nardo, ya se mueve el palio entero, nuestro cielo toca tu tez y ahí ves tu poder, que, en realidad, obedece al pueblo entero.

Estar portando a nuestra Patrona hace que todo cambie, de pronto, aquellas personas con las que te saludabas intensamente estando por la calle, como por ejemplo mi quierido Francisquillo el Colorín, no abren la boca, entre dientes le lanzan piropos.

Seguir tu paso me da la oportunidad de ver como las familias se aglutinan para contemplar tu bamboleo, como ocurre por la mitad de la Recibe en la casa de Juan Rivera, el de la capilla, donde hijos, nietos y biznietos se agolpaban.

El humo de las bengalas no cubre tu rostro y con los ojos sonrojados le ves la cara a otro hermano tuyo, Pepe Villaba, lo que supondría una cascada de palabras y bromas imposibles de callar, todo cambia…

un gesto con la cabeza en señal de saludo y poco más, pasa ella, tu no importas… respeto, silencio y contemplación.

Y a su lado, al final de la Recife, desde San Jose, Francisco Velasco, el marido de la Antonia, no quiere perderse tu procesión.

Poco después de los cohetes subes la Calle Francisco Béjar, y justo en mitad te paras para coger fuerzas, ahí está la abuela y la madre… Rosarito de la Central te impulsa para afrontar el último tramo de tu recorrido.

No te miran a ti costalero, solo hay ojos para ella.

Haciendo este Pregón he comprendido que no se puede exclamar el exceso de los atavíos de nuestra Patrona, porque ese lujo es la unión de del esfuerzo, de las fatigas de tantos Hermanos y Hermanas Mayores que hemos pasado por aquí.

Por eso mi gente, mi pueblo, siempre nos fijamos en el hijo, y nos identificamos con la madre.

Porque La Reina de Palenciana es palpable, besable, visitable, paseable, tangible, una certeza, quizás la primera, una mirada, una amiga ante la que derrumbarse, un alivio en el que apoyarse o, por qué nó, en un lugar donde nadie regala nada, alguien a quien poder pedirle, albergando, por sobrenatural que parezca, algún aro de esperanza.

Y su hijo…un humilde revolucionario que hizo temblar los cimientos de la imposición romana. Un cachorro cautivo con soberano poder en silencio. Ese hijo que aceptó el beso de Judas asumiendo su próximo prendimiento, despojándose de todo lo que quería, por amor, por pasión, por crear un mundo más justo.

Seguro, que el hijo que recoge en sus brazos pronunció las estrofas de Miguel Hérnandez 2.000 años antes:

“”Vengo muy satisfecho a liberarme

De la serpiente de las múltiples cúpulas,

La serpiente escamada de casullas y cálices.

Me liberé de los templos: sonreídme.””

 

Dime que sí Palenciana, que nos reconocemos en el sencillo carpintero que se fue a orar al huerto, el que asumió su propio entierro, somos de los que se caen tres veces, pero en seguida nos levantamos.

No existe forma escrita ni control sobre nuestros hechos. Esto sólo significa que tú siempre vas primero.

Lucha por esto que es tuyo, que son tus calles, tus emigrantes que retornan a verte.

No existe religión, ni dogma ni credo, que controle las maneras en la que siente mi gente y se organiza mi pueblo y ten siempre muy presente la mayor de la verdad: esto se hace por nuestra Patrona, la Virgen del Carmen, por Palenciana y por sus gentes.

Y en la búsqueda de ese no se qué al que hoy le llamo fé, hay mucho de eso, de nuestras costumbres.

Porque la Feria esta, la nuestra, porque la Virgen del Carmen esta, la nuestra; porque los Hermanos Mayores estos, los nuestros, no es la representación de algo que sucedió en pasado. Nuestra Patrona, nuestra Feria, nuestros Hermanos Mayores pasaron y pasarán en Palenciana, es un futuro perfecto, algo que sucede y se construye, siempre está en proceso. Historia siempre pasando, que ocurre y siempre está por ocurrir.

 

 

Y en parte de esa historia, este humilde Pregonero sale ganado, permítanme la arrogancia. Tengo dos virtudes: una que nací en Palenciana y otra que vivo en las Eras Altas.

Soy niño de agricultores y buscavidas, nieto de gente que cuida la tierra, pero también de heladeras, theringueras, cuidadoras, amas de casa… Niño de Cortijo Grande, camioneros y hosteleros.

Soy niño de los que vieron como sus padres tenían que vender una cocherilla y 33 olivos para hacer mi casa, la de toda la vida, la de mi abuela y su suegra, un poco más habitable.

Soy niño de pipas de girasol que iba a la piscina andando cuando por entonces también hacía 40º a las 3 de la tarde.

Soy niño de mañanas de bicicleta por los campos de nuestro pueblo. De escuelas viejas con cuarto de bruja y espíritus en la casa de los Jiménez.

Soy niño de globitos y pistolitas de agua, de chucherías del kiosko de la Chica, de Sorsales o de Sevilla.

Mi ropa huele a tortuga del arroyo gaén y mis piernas están marcadas con las zarzas de la presa del arroyo las cañas.

Soy niño de jugar, de jugar en la calle, de balones, de tirachinas y alguna que otra bomba de aguarrás y papel de aluminio.

Lo confieso, he cogido uvas, chumbos, brevas, higos, almendras… sin pedir permiso. He saltado para ver las vacas de Caoba y las cabras de Soria.

He jugado en la pista hasta la saciedad, he roto mil zapatillas Sandri de esas que vendía el Zapatero.

Soy niño, soy niño de mi pueblo, pero también de mi calle, de mi barrio que dirían los forasteros.

Así que basta de modestia, admítanlo, la exalcaldesa Carmela y yo nos podíamos poner de acuerdo en esto.

La calle por antonomasia de Palenciana, la más bella y por donde luce más guapa nuestra Patrona es las Eras Altas.

¿Llegamos a esta conclusión? ¿Estáis todos de acuerdo? Bien, bien, veo que si…

Pues si, siempre he vivido rodeado de magia. La canción del corro la patata debería decir: “las Eras Altas es particular”. Porque creedme que lo es.

Calle de casas grandes, en llano, que no es poco para estar hablando de Palenciana, pero lo que realmente la engrandece son sus gentes.

Desde pequeño he visto como mi calle se llenaba de “forasteros” cuando se acercaban estas fechas. Hoy en día me gusta más llamarlos Palencianeros. Gente que participa, vive y siente su pueblo y a su Virgen del Carmen como el que está aquí todo el año, o me atrevería a decir que un poco más.

Tal vez tengan un acento diferente los primeros días, pero al cabo de un par de visitas al ManVil o anca Viruta eso está ya curado.

Disfrutan de su silla en la puerta, del fresco de la noche, aprecian la tranquilidad y la amabilidad de nuestro ser.

Palencianeras como mi vecina Remedios, la cual ya está a tu lado, capaz de hacer sentir a sus hijos y nietos esa pasión por Palenciana.

Calle de amor, la misma que nos demostraba día tras día Dolores y su marido Pedro con sus paseos eternos, llenos de ternura y amor. Ese amor centenario, compañero, amistoso y respetuoso. El mismo que se confieren mi vecino Ramón y Carmen de la Joaquina cuyos canticios llenan la acera de alegría.

De niño, o de chavea, como decimos por aquí, Yo sabía muy bien cuando llegaba la Feria y empezaban las novenas, la gente de las Eras Altas percibíamos, días antes, el olor a pólvora en la casa de Santiago el Borrachuelo. Ahora los cohetes ya vuelan más alto que nunca, ahora tus varillas ilumirán el cielo para siempre.

Y ustedes no lo sabéis pero Toribio preparaba su cortijillo en las Moraillas en estos días, para que sus familiares no le faltara la típica comilona entre sus olivos. Puedo dar fé de ello.

Como guardián de la entrada a mi calle el Manquillo. Y sí, el también anunciaba la Feria, meses antes, cuando el calor ya apretaba y las noches eran agradables en la esquina Rute, cogía su cuaderno donde apuntaba sus versos y estrofas que después se plasmaban en nuestro libro de Feria. El poeta del pueblo, el poeta de nuestra Patrona.

Calle mágica, donde cuando llueve el canalón de la Rosarito llama a tu balcón para decirte, como si fuese una cascada, que la calle está mojada.

El fútbol y los niños, entre ellos mi amigo Fran, el hijo de Cristóbal el de Simón y Trini, que allí jugábamos han hecho estragos el portón de los Jimenez, el del Convento y el canalón de mi vecino Juan Jesús. Que por otra parte éramos los clientes VIP de mi vecina La Chica y de su quiosco en la plaza.

Las regañinas de la Josefa y Antonio cuando jugábamos al balón anunciaban que nuestra calle volvía a estar llena de críos. Los globitos de agua se agolpaban en la fachada de la Conce, nunca he entendido porqué allí había tantas lagartijas.

A veces pasábamos de la esquina del limonero de Conchita la del Mariscal. Aquello ya parecía otro mundo, pero no, la humildad de sus gentes seguía su cauce. Calle de Antonio el Mellao, de Ana María La Rucha y Juan. De Cornelio el del pan, Manuel el Municipal, el Mellicillo Urea, de mi Sepli…

En esa misma esquina otro momento de mi vida que añado a mi mochila de fé.

Año 2013, en el que soy Hermano Mayor.

Momento de revolear la bandera, José Navarro con fuertes dolores de espalda, por lo que cabía la posibilidad de que no se cumpliera la tradición.

Nada de eso, por allí apareció otro costalero, su hijo José Navarro, quien con 19 años dejó claro que eso de los dolores de espalda no iban a poder ni con él, ni con su padre. Coge el mástil de la bandera y empieza el baile.

Ahí tenéis a mi fé, la de la gente joven que es capaz de tirar de sus tradiciones. Puede ser que llegue, pero en el 2013 no se acabó con esa bonita ofrenda. No podía suceder ese año.

Claro que sí, no puedo negarlo, ese día, en ese instante yo añadí otra pieza más a mi construcción de fé.

Un chavea de 19 años salía de la nada y rodeado de su familia y de su hermana, que era Hermana Mayor, coge aquello que tanto representa para su familia y… todos en silencio…

Al único que se escuchaba era a su padre, que lo dirigía desde su lado, me atrevería a decir que más nervioso que el hijo.

Erguida la muestra orgullosa, y no sucumbe ante nada, símbolo de unión, respeto y paz.

Un gran abrazo al acabar y homenaje a un hombre que revolea la bandera delante de su Patrona, de su Carmen.

Carmen.jpg

 

Y es que en mi calle pasan cosas mágicas…

Cerrando las Eras Altas bondadosas de corazón, Carmen la Reverte, la niña Grande y su tienda que tanto ha colaborado a engordar mi panza.

Calle con solera, con años, de las primeras del pueblo según dicen los escritos. Calle sabia, madura y respetuosa.

Calle donde nuestra vecina Encarnación nos alegraba con sus visitas. Si señor, muchos años, 106 años de Palencianerismo puro y duro. Otra vecina de pro que ha sembrado la semilla Palencianera en toda su familia.

Calle que cuando llegaba el día de la Cruz, aquello parecía una verbena en la fachada de la Rafi.

Calle que ha visto nacer a casi toda Palenciana de manos de la Comadrona Meliana.

Y en la plaza ya te espera Gregoria, la mujer de Frasquito Gloria.

Y como no, Barbarita espera tu llegada, ha arreglado la Iglesia y lo ha dejado todo a punto. El cuadro del Bar El Mellizo estos días tiene una luz especial.

 

 

Mi calle no me gusta por su anchura, por su longitud o por su belleza. Mi calle me gusta porque es el lugar donde, mayormente mujeres, supieron criar a sus familias inculcando el amor por nuestro pueblo.

Mi calle me enamora, porque verano tras verano se ve el trabajo de estas gentes que acabo de mencionar, porque sus familias vuelven a sus casas.

 

NO puedo estar feliz, llevamos unos años en los que las marchas permanentes han hecho mella en mi calle.

Vecinos y vecinas de las Eras Altas, solo espero que sintáis lo mismo que yo siento cuando porto el Trono y llego a nuestra travesía.

Quemar la bengala por ella y por él, que nunca se apague esa llama que un día encendieron nuestros seres queridos.

 

Pero la verdad es que ….¿Cuánto cambia la vida en 1 año?

Podemos pasar de alegría, a la tristeza. De la estabilidad a los sobresaltos. De tenerlo todo a perderlo, de la salud, a la enfermedad.

Hace poco más de un año tuve la suerte de hacer el Camino de Santiago con tres amigos más.

Una vivencia idílica, en la que te sumerges por completo y el propio Camino te hace suyo.

Un mundo perfecto en esos días de convivencia con gentes de todo el mundo, de todas las creencias y pensamientos. Es un crisol maravilloso de razas, orígenes, culturas…

El Camino de Santiago es una metáfora de la vida. Sabes que debes seguir una senda, pero no estás seguro en realidad si las indicaciones son las correctas, pasas frío, calor, sed, te cansas, te salen heridas…

Pero sabéis qué? Que hay algo que te invita a seguir andando, la gente con la que te cruzas te anima a seguir marchando.

Es una energía mística, un mundo idílico donde no existe el conflicto, todo es comunidad y confianza. Hospitalidad y amabilidad.

Son unos días en los que tienes tiempo para pensar de todo.

Al final, todo peregrino que ha llega a Santiago y da por terminado su Camino acaba diciendo… ¿y ahora qué?

Si hay algo que te enseña el Camino son dos cosas:

Una es que no existen las metas, los lugares de llegada en realidad los tenemos que afrontar a diario y transformarlos en retos. La meta es un lugar de llegada, el reto es un desafío que nunca acaba y que tiene que evolucionar.

Y en segundo lugar el Camino te enseña la bondad de las personas. Durante muchos kilómetros, te encuentras personas que te lo ofrecen todo para que puedas continuar.

El Camino de Santiago también ha engordado la palabra central de mi Pregón.

En él descubrí que la fé no es una meta, sino un Camino que está en constante evolución, es un reto.

El Camino te pide un gran esfuerzo pero a cambio te regala grandes momentos… y los momentos… hay que vivirlos.

Hace un año que hice el Camino y en 365 te puede cambiar la vida, intentemos disfrutar al máximo y ser mejores personas.

Eso también me lo ha enseñado el Camino gracias a una persona con la que compartí cientos de kilómetros, Jorge, un amigo de mi amigo Juan. El año pasado era capaz de hacer 200 km andando, y no hace mucho le detectaron una enfermedad degenerativa.

Él, también, de alguna forma me ha enseñado a apreciar el día a día y a tener fé en seguir el Camino.

Vivan esta Feria como si fuese la última, porque puede que lo sea… vivan como si no hubiese un mañana… porque puede ser que no lo haya.

Hasta Dios es omnipresente, dando un claro ejemplo de que hay que vivir el aquí y el ahora.

IMG-20150719-WA0011.jpg

 

Lo tengo que decir…este Pregón no iba a ser así.

Parte de este encargo lo iba a hacer al lado de otra persona que me ha demostrado qué es eso de la fé.

Porque la ví y la sentí. Hace un año portabas pañuelo en la cabeza donde hoy ya se aprecian tus tirabuzones negros.

Hace un año, en mi calle, en las Eras Altas, sin saber explicarlo, apareciste, porque en realidad nunca te has escondido.

En la terraza de Josefa y Antonio ahí la ví, mi prima Elena. La misma que tiempo atrás se había coronado como Reina de las Fiestas aparecía en la azotea de sus abuelos a contemplarla.

Y ahí sí, ahí lo comprendí todo. El dolor de una madre y de un padre, costalero, por cierto.

Y sí, ante tí bailó la Patrona de Palenciana, te saludó y te rindió homenaje niña porque tu representas la fé, la fé de la lucha constante, la fé de no esconderse, de afrontarlo, del cara a cara, del día a día.

Y sí Elena, ante ti se nos quitaron los dolores, se nos fue el cansancio. Nos llenaste de energía y tú, como tantas otras y otros, demostraste qué es lo importante en esta vida.

Mi fé la llenas tu y tu sonrisa, con la ingenuidad de tu juventud y el poder de la vida me recordaste a mi amigo Miguel, el mismo que le ganó la batalla una y otra vez hasta que él quiso.

Ese día te convertiste en el eslabón que cerraba un círculo que he sido incapaz de superar desde aquel fatídico 2008.

Elena no es ella, son muchas personas que han ganado, pero también que han peleado, y todas ellas demuestran la fé de afrontar las desavenencias con la vida

Esa es mi antepenúltima aportación a mi ser. La vida, celebrar la vida y sonreírle a los problemas por muy graves que sean.

scan10022.jpg

¿El tiempo corre en nuestra Palenciana? Sí, pero al revés, para saber cuánto queda para volver a ver a nuestra Reina por nuestras calles. ¿Y esto por qué pasa, por qué ocurre?

Muy sencillo, nuestra pasión por la Virgen del Carmen, nuestro sentimiento de arraigo representado en los Hermanos Mayores está aquí, en cada uno de nosotros y de nosotras, es una cosa presente, que está viva.

Porque ese hilo que une a nuestra Patrona con nuestro pueblo la convierte en madre y maestra y por tanto lleva la razón, la razón más poderosa, la de la madre y la del maestro.

No podemos estancarnos en las contradicciones, búsquemos engranajes. No cabemos trincheras, construyamos puentes. Pongamos en valor nuestros contrastes y nuestras decenas de tradiciones.

No somos más de 1600 personas, no actuemos de forma incoherente.

Al fin y al cabo cuando la vemos aparecer todos nos empequeñecemos, compartimos risa y llanto, pena y gozo, todo en el mismo instante.

 

La última pestaña que cierra mi concepto de fé depende de ustedes, de todos ustedes.

Creo que puedo confiar, porque quien confía en alguien, en realidad, espera obtener algo a cambio.

Mi fé depende de vosotros y de vosotras, de todas las partes que conforman esta tradición, desde la Hermandad, pasando por los Hermanos Mayores y el Ayuntamiento, hasta cada uno de los vecinos y vecinas de nuestro pueblo.

El desarrollo de la Feria de este año y todos sus actos no es el normal hasta ahora. Como tampoco ha sido las decisiones tomadas de forma unánime.

Hay muchos días en el año. Así que mi concepto de fé se completaría si por unos días somos capaces de centrarnos en disfrutar y hacer disfrutar a nuestros visitantes.

Vecinos y Vecinas de Palenciana, vivamos cada momento de esta Feria en Honor a nuestra Patrona, rindamos culto, comamos, bailemos, sonriamos…

Muy pocas oportunidades son las que tenemos de compartir nuestros días con familiares y amigos que vienen desde fuera.

Olvídense de como ha ocurrido todo esto y recreémonos con cada minuto, con cada brindis, compartamos estos momentos de manera saludable y armoniosa.

Mi Pregón, mi fé, solo se completaría si esto pasase.

 

Mi trabajo ya es vuestro y siempre ha sido de mis Hermanos Mayores. Mis palabras han sido sinceras.

Os he mostrado mi fé, no llego al final del Camino pero sí he conseguido un reto, compartir con todas las personas a las que admiro y quiero, mi realidad sobre mi fé.

Creo en los recuerdos de mi infancia, en el poder de la gente, en mi familia. Que nadie dude un segundo de mi fé porque ella siempre representará a mi padre, a mi madre, mi infancia, mi familia, mis primos, mi compañera, a los que están y a los que nó.

Confieso que no creo que puedas guardarme el cielo, tampoco quiero tus milagros, pero si creo en el amor verdadero y busco paz y victoria en tu rostro.

Entonces… lo comprendí todo, no existe sobre la tierra, religión, dogma o credo que recojan las maneras en la que siente mi pueblo. Por lo que rige con premura sentarnos y buscar un consenso.

Mi fé se construye gracias a todo lo que representa mi pueblo.

Mi fé me la enseñó mi abuela, en cada abrazo, en cada conversación, en su amor que estaba por encima de límites dogmáticos.

Mi fé es ella, mi primera amiga, mi compañera, mi guía, mi maestra, mi Palencianera, a la que tanto echo de menos.

Y sé que donde quiera que esté, le dirá a nuestra Patrona que ella ha sido capaz de mantener una tradición centenaria y que su pueblo confía, desea y le pedimos que nos guíe ante esta nueva realidad, sin perder nunca la vocación veraz con la que te sentimos los palencianeros.

 

abuela100_0012

Palenciana es de la madre, Palenciana es antes que nada hermandad, compañerismo, amistad y familia, Palenciana es la tierra de nuestra Patrona, La Virgen del Carmen.

La Reina de Palenciana es de los Hermanos Mayores y ser Hermano Mayor es ser Madre e Hijo. Ser Hermano Mayor es ser Palencianero, de nuestra Virgen del Carmen , de nuestro pueblo. Palenciana es el Monte Carmelo y su Reina nuestra Patrona, la Virgen del Carmen.

VIVA LA VIRGEN DEL CARMEN

VIVA NUESTRA PATRONA

VIVA LOS HERMANOS MAYORES

VIVA PALENCIANA

14102932_1752725751636141_4557691003117637408_o.jpg

 

 

Anuncios

¿CABREADOS CON EL SISTEMA ELECTORAL ESPAÑOL?

Pasados los 7 días de enfriamiento reflexivo es necesario interpretar, los análisis nunca son objetivos 100%, los resultados que nos han deparado las Elecciones a las Cortes Generales del Reino de España 2015 (que monárquico e institucional me ha quedado eso). Espero que no solo sea un resumen general, si no que ayude a tener algunos conceptos más claros y generar debate.

Para situarnos es necesario recordar los resultados:

-PP: 123

-PSOE: 90

-PODEMOS (incluye los escaños de En Común Podem, Comprimís, En Marea): 69

-CIUDADANOS: 40

-ERC: 9

-DL (Democracia y Libertad): 8

-PNV: 6

-BILDU: 2

-Unión Popular IU: 2

-Coalición Canaria: 1

Con este panorama tenemos un Congreso con 10 partidos representados (sin contar En Común Podem, Comprimís, En Marea), algo parecido a las elecciones del 77. Pero lo que realmente llama la atención es el reparto de escaños. Nuca, y repito, NUNCA, en España hemos tenido esta fragmentación de voto. Ninguna suma de dos partidos da mayoría absoluta (la mayoría absoluta son 175 escaños, recordamos que el Congreso tiene 350 Diputados).

Sin duda es el primer punto a analizar, la desaparición del bipartidismo (no del PP-PSOE, sino del bipartidismo en sí). España, los ciudadanos y ciudadanas de nuestro país han mostrado su opinión política y esa no es otra que la imagen del Congreso, donde tenemos más colores que el arcoiris y tan repartidos como nunca, antes las tonalidades azules y rojas imperaban sobre la paleta.

Al estar en las mesas electorales, al estar en política, al estudiar Ciencias Políticas los sentidos se activan en estos procesos. Me gustaría destacar objetivamente los resultados, sí, esos resultados que nos han dado un Congreso muy variado. Esto se debe a nuestro sistema político, el mismo sistema político que nos han dado resultados aplastantes de PSOE o PP en elecciones anteriores. El mismo sistema político-electoral que nos llegó a dar hasta 23 escaños al PC o 5 al PA.

Y es que leo, escucho y veo cómo criticamos la Ley D`Hont, la Ley de reparto de escaños. Mi primera parada la quiero hacer aquí. Lo primero que tenemos que decir que en España tenemos una Ley Electoral que establece el reparto de los escaños a través de la ecuación matemática de D`Hont, hay que señalar también que nuestra barrera electoral es del 3%, o sea, que los partidos que no consigan un 3% de votos no pueden entrar en el reparto de escaños. Esta técnica es sólo una más de las múltiples que existen, por ejemplo en Alemania se utiliza el sistema Sainte-Laguë, o tenemos otras modalidades como pueden ser el Cociente de Droop, el método del resto mayor…

Sin embargo, nos equivocamos si le echamos la culpa a nuestra forma de reparto electoral (Ley D´Hont), si hacemos un esquema estudiando la relación votos-escaños y proporcionalidad del voto en la representación vemos como como la Ley D´Hont es una de las más proporcionales. El problema no está en esta ecuación matemática si no en la circunscripción, o sea, la población que se coge para hacer el reparto, en el caso español la provincia.

Por lo tanto ya hemos detectado el principal problema y no es otro que, tanto nuestra Ley Electoral como nuestra Constitución, nos dice que para el reparto de votos hay que coger la Provincia como circunscripción. Siguiendo un artículo de Montero y Riera, podemos analizar como sistemas electorales de países como Inglaterra, Francia o Canadá tienen una puntuación mucho más desproporcional. Lo mismo pasa con la barrera electoral, hay países que la sitúan en el 5%, otros países no tienen barrera y algunos han llegado a situarla en el 15%.

Llegados a este punto tenemos que hacernos la siguiente pregunta ¿qué determina el elegir un sistema político u otro? La respuesta está en la historia, que es uno de los programas de Canal Sur. Cada país inicia su democracia de una forma diferente, cada país vive y desarrolla su realidad en contextos muy diferentes unos de otros. España decidió dividir su territorio en Provincias por que así lo había hecho desde el año 1833 con Javier de Burgos, andaluz. Esa división territorial sufrió algunas modificaciones pero muy leves, por lo tanto se escogió esta opción. Y si nuestro país actual funciona por Comunidades Autónomas… ¿por qué no es esa la división territorial en circunscripciones? Muy fácil, la España descentralizada que hoy conocemos empezó a fraguarse en la II República Española, lo que ocurre que un golpe de Estado dado por la derecha fascista española nos privó de uno de los hitos en la administración mundial. Cuando empezó a redactarse la Constitución Española vigente, nadie sabía si España iba a ser dividida en Comunidades Autónomas, lo pudieron intuir, pero jamás se pensaría que todos los territorios pedirían su autonomía. Estas son las cosas que seguimos arrastrando del franquismo, cosas que nos pasan por no haber tenido una transición rupturista con el régimen fascista y exterminicista de Franco.

Otro de los motivos de nuestro sistema es la estabilidad, los padres de la Constitución pensaban en un país formado por unos 3, 4 partidos fuertes que pudieran formar Gobierno en coalición y alguna que otra mayoría absoluta sin coaliciones. De nuevo, jamás se pensaron en la instauración de un sistema político donde dos partidos se turnarían el poder. La estabilidad de los Gobiernos era la prioridad, España llegaba de una dictadura donde las élites franquistas dominaban toda la administración pública y política, por lo tanto habría que hacer un sistema político muy estable para no iniciar de nuevo un proceso de conflicto.

Ya sabemos por qué tenemos esta división territorial y no otra, conocemos que la Ley D´Hont no es la más desproporcional y determinamos que los padres de la Constitución querían un sistema político estable.

Con toda esta información y entendiendo todas las puntadas que se dieron para confeccionar nuestro sistema político me pregunto ¿por qué este mismo sistema ha asentado el bipartidismo y a su vez nos presenta en 2015 un Congreso como nunca antes había sucedido? La respuesta es muy sencilla, PORQUE LA GENTE VOTA LO QUE LE DA LA GANA. Los ciudadanos y ciudadanas no votan conociendo nuestro sistema electoral, la gente vota lo que estima más conveniente y es este sistema el mismo que nos deja un Congreso con 4 grandes partidos votados y en otros años nos ha dejado amplias mayorías, EL MISMO SISTEMA.

Con esta reflexión paso a un segundo punto. Hay personas que defiende que la circunscripción sea Estatal, como en las elecciones europeas, o sea, que haya una sola circunscripción y así conseguiremos un reparto más proporcional. Otras personas defienden que la circunscripción debe ser la Comunidad Autónoma. También escuchamos comentarios sobre que no conocemos a las personas que representan nuestra tierra en las Cortes Generales, o que no sabemos quienes son los que se presentan en las listas electorales por nuestra Provincia. Si aceptamos una única circunscripción tenemos un problema. Las Cortes Generales deben representar a todos los españoles y españolas, no hay mejor forma de representarlos que haya personas de todas las provincias de nuestro país en las Cámaras. Con una única circunscripción votarían todos los españoles y españolas a una única lista con muchísimos nombres. En este caso puede ocurrir que los partidos pongan en sus primeros puestos a un número mayor de personas de una provincia que otra. Por ejemplo, en la lista del PSOE los 80 primeros van a ser de Madrid, Asturias, Extremadura y Andalucía, ¿qué  pasa con el resto de territorios? ¿Se quedan sin representación?

Podríamos implantar un sistema electoral con dos papeletas para el Congreso, al estilo alemán, pero la experiencia y los números nos determina que la gente en España no tiene cultura política y no conoce la forma de votar en la papeleta del Senado (que sería una cosa parecida), por lo tanto tendríamos muchísimos votos nulos. Pero todo tiene solución, podríamos aceptar una circunscripción única, o establecerla por Comunidades Autónomas, pero antes habría que hace una nueva Ley de Partidos Políticos para obligarles a hacer listas que garanticen, de cierta forma, la representatividad de todo el territorio español. Por otro lado podríamos elegir la opción de la doble papeleta donde, por un lado votamos al partido que queremos que nos represente y por otro lado escogemos a los diputados de nuestra zona, pero para habría hay que hacer un extenso plan de educación política, con demostraciones y prácticas, que lleguen a todo el mundo, en especial a las zonas rurales y a los mayores de 60 años. Si no fuese así tendríamos un índice de votos nulos muy alto.

 Por lo tanto, para solventar la representatividad del territorio español tendríamos varias opciones: única circunscripción con obligación de los partidos para que la lista que presenten sea territorialmente equitativa; sistema alemán con dos papeletas electorales. Lo que se nos ha pasado por alto es que para tomar alguna medida con el objetivo de hacer más representativo el voto debemos tocar la Constitución, ya que es ella la que nos señala que la circunscripción electoral es la Provincia.  Y ya sabemos…todos los partidos que han tenido representación en las Cámaras son partidarios de una reforma constitucional…todos menos el PP; y para esa reforma se necesitan 2/3 del Congreso a favor, o sea, los votos del PP para abrir el melón de la Constitución, y eso no va a pasar.

Conclusión: nuestro sistema electoral y la fórmula matemática que lo rige es proporcional, el problema es la circunscripción. Si la queremos cambiar hay que tocar la Constitución. Podríamos seguir con la provincia como circunscripción pero con el sistema de doble papeleta. Para esto tenemos que tener en cuenta la complejidad de dicho sistema y la necesidad de un plan educativo para enseñar a votar y evitar así el posible aumento de votos nulos.

mingotesistelect

Los números de 2015

Los duendes de las estadísticas de WordPress.com prepararon un informe sobre el año 2015 de este blog.

Aquí hay un extracto:

Un teleférico de San Francisco puede contener 60 personas. Este blog fue visto por 720 veces en 2015. Si el blog fue un teleférico, se necesitarían alrededor de 12 viajes para llevar tantas personas.

Haz click para ver el reporte completo.

Homenaje a nuestra madre, a nuestra abuela: Pepa La Canasta (o Juanico el Correo)

Estas humildes letras son las que les quisimos dedicar en el homenaje que recibió de parte de Palencianeros por la Costa del Sol nuestra madre, nuestra abuela. No hay palabras para mostrar nuestro agradecimiento.

 

Cuando le comunicaron a mi tío Jose que mi abuela Pepa iba a recibir una distinción se hizo el silencio en mi casa y lo único que se escuchó fue un UUUFF!! Ese UUFFFF!! Salió de mi boca pero representaba el suspiro melancólico de sus cinco hijos: José, Antonio, Juan Alberto, Josefina y Ani; y el suspiro de sus nietos: Juan Alberto, AnaBel, Carmen, Carina, María Victoria, Gonzalo, María José, Lorena, Josefina y Adrián. Estoy seguro que ese suspiro lo compartís todos aquellos que conocisteis a mi abuela Pepa, Pepa la Canasta, aunque hoy me voy a referir a ella con su mote verdadero Pepa la de Juanico el Correo.

Me toca a mi daros las gracias, yo que he nacido en el materno infantil, por las circunstancias laborales de mis padres mis dos primeros años de vida los pasé aquí en Torremolinos en un bloque de pisos y en un barrio que aquello parecía la verbena de la Virgen del Carmen.

Cuando pasaron los años y venía a veranear a Torremolinos solíamos ir andando a la playa, de la mano de mi abuela, pues bien…podíamos tardar la mañana entera en llegar a la playa, no paraba, hablaba con uno, con otro, recogía recuerdos para repartir por el pueblo, recados, encargos… y si por casualidad me compraba un helado en cualquier restaurante o chiringuito os aseguro que volvíamos al piso sin mojarnos los pies. Bueno….sin mojarnos y sin quemarnos del sol, no hay algo más peligroso que una abuela con nietos armada con un bote de crema solar…hay gente que dice que los guris que vienen a la playa no son extranjeros, si no cordobeses enfangados de crema solar.

Muchos de los presentes y de las personas que no nos han podido acompañar en este acto seguro que la conocen.

A mi me gusta mucho reconocer los valores de los pueblos, pero concretamente los valores que nos han trasmitido las personas mayores y eso se ve muy bien en la vida de cada uno de los que emigrasteis a la Costa o habéis nacido aquí pero respiráis por los cuatro costados el sentimiento palencianero.

Cuando mi abuela se vino a Torremolinos a buscarse la vida no llegó sola, evidentemente se trajo a sus 5 hijos y se encargó de buscarle trabajo a cada uno, mi tía Ani era más pequeña y la metió en el cole. Pero insisto, no vino sola…por allá donde iba a trabajar llevaba una lista de gente. Como sabéis, en el pueblo, es tradición que las personas mayores tenga un pequeño monedero, donde se puede guardar desde dinero hasta las recetas del médico. Y como sabéis, en el pueblo, es tradición que esas mujeres mayores guarden su monedero…¿dónde?…pues eso, en el sostén…

Allá que iba la Pepa por todos sitios a trabajar con la lista de la gente del pueblo que se había venido a Málaga a buscarse la vida, ya sea en los hoteles, en los chiringuitos de la costa, cuando abrieron el Tívoli…A esa relación de complicidad, de intentar ayudar por todos los medios e incluso de dar la cara por tus paisanos…a eso me refiero con los valores que nos trasmiten nuestros mayores. Para mi abuela eran valores típicos de Palenciana, como las gachas de hijos, la porra crúa o los borrachuelos para semana santa.

Pepa la de Juanico El Correo sembraba Palenciana allá por donde iba, conocía a todo Torremolinos y parte de “FUAIROLA” como ella decía. Tenía más contactos que un Ministro.

Recuerdo los inicios de las primaveras cuando la gente pasaba por mi casa y echaban una charla con mi abuela, en esas charlas siempre había un encargo…””Pepa, a ver si tu conoces a alguien por ahí por la costa para que mi niño eche algunos mesesillos”…”Pepa, mi niña se ha quedado parada, a ver si le buscamos algo”…Total, si la primavera es la época del preparo de la tierra y la recogida de algunos frutos, esta época en mi casa se vivía como las peticiones propias que le hacemos al Nazareno o a la Santa Cruz en Semana Santa.

Pues nada, ni corta ni perezosa, allá que sacaba ella su agenda, que no era otra cosa que una hoja muy bien doblada que llevaba en el monedero…(¿y el monedero donde lo tenía?). Empezaba a marcar números y a repartir “recaos”(currículum), ahora los jóvenes los mandamos por e-mail o lo presentamos físicamente, pero antes no había mejor currículum que una persona que te respaldara con una llamada personal.

Estos son los valores que hemos mamado de mi abuela, el buscarnos la vida pero a su vez siempre pensar en los que tienen necesidad.

El trabajar duro, pero siempre buscar tiempo para ayudar a tu vecino o vecina.

El moverse geográficamente para buscarnos las castañas, pero siempre volver a ese rinconcito, ni cordobés, ni malagueño, rinconcito andaluz en el corazón de nuestra tierra.

Llevar siempre por bandera el nombre de Palenciana, pero antes, para ello, ganarnos el respeto de nuestros compañeros de trabajo a través de la constancia y el tesón.

El Palencianero o Palencianera nunca muere, siembra su amor por nuestro pueblo allá por donde va.

Gracias a muchos de estos valores ustedes estáis aquí, gracias a los valores de cientos de palencianeros y palencianeras muchos de ustedes tuvisteis la oportunidad de desarrollar una vida aquí.

Gracias al amor que consigue sembrar un Palencianero o Palencianera de corazón, todos los que estáis aquí se os enrojecen los ojos cuando veis aparecer ese puñaito de casitas blancas por el horizonte.

Gracias Pepa por ser una de esas personas que sembró valores palencianeros y trasmitió el amor por Palenciana en la Campiña cordobesa, en Francia, en Tarragona o aquí en la Costa del Sol.

Gracias Mamá, Gracias Abuela.

imllg054

¿Eres capaz de hacer tu mejor foto?

A MI ME GUSTARÍA QUEDARME CON LA MEJOR FOTO.

Pues si, yo y muchos vecinos y vecinas seguro que nos quedamos con la mejor foto de nuestro pueblo. Y esa “mejor foto” no es otra que la que no existe.
La mejor foto es la que no existe por que siempre piensas que se puede fotografiar de forma más bella ese “puñaito” de casas blancas.
La mejor foto está por llegar, siempre está por llegar. Hay fotos irrepetibles, inverosímiles, imposibles de publicar, especiales y emocionantes…pero la mejor foto siempre está por llegar.
Es imposible quedarse con una ¿sabes por qué? Por que la mejor foto siempre está por llegar.
Ni aquella con tus familiares en la piscina, ni la de tus amigos en las escuelas viejas, tampoco la de Hermano Mayor junto con tu familia. La mejor foto no es con el traje de Soldado Romano, ni vestido de ninguna hermandad, ni si quiera la que sales jugando a fútbol en la antigua pista verde.

Yo me quedo con la mejor foto de todas y esa no es otra que la que no puedes fotografiar ni plasmar de ninguna forma. Yo me quedo con esas lágrimas en los ojos que te entran cuando me alejo de tí y me impiden ver tu silueta a mis espaldas, por que jamás me imagino dándote las espaldas. Yo me quedo con ese nudo en el estómago cada vez que te siento lejos y me paraliza, impidiéndome hacer ningún tipo de gesto con el que pueda inmortalizarte. Yo me quedo con los ojos brillosos y las manos tembloronas que me impiden fotografiarte cada vez que te veo de cara por las “Moraillas” o por el pecho “la Grea”.

Si lograra algún día apretar el botón de mi cámara fotográfica en esas circunstancias tal vez la imagen no fuera adecuada para exponer al público, tal vez esa foto no cumple con los parámetros de una fotografía profesional; pero sin duda, para mí, esa imagen borrosa y movida no sería otra cosa que la representación de los sentimientos en el arte de la fotografía. Y como yo no pretendo ser artista fotográfico saco la conclusión de que

LA MEJOR IMAGEN DE MI PUEBLO ES AQUELLA QUE LOS SENTIMIENTOS NO ME DEJAN DESCRIBIR NI FOTOGRAFIAR.

FELIZ DÍA DE PALENCIANADscn0542

TENGO LA OPORTUNIDAD DE VOTAR MAÑANA EN CATALUÑA.

Un anuncio de cerveza (bebida que nunca me ha gustado) decía algo así como que necesitamos un poco SUR para poder ver el NORTE. Yo lo extrapolo a las Elecciones Autonómicas Catalanas, porque sí, son elecciones a una autonomía y nada más, ¿nada más? ¿en serio? En este diálogo, cuyo fin siempre es picar más allá de lo que hayas escuchado estos días en la radio, leído en prensa o visto en televisión; si tu respuesta es “sí, solo son unas elecciones autonómicas” me gustaría que siguieras leyendo. Si tu respuesta es “no, evidentemente no son unas simples elecciones autonómicas” en este caso me encantaría conocer tu punto de vista, pero antes tienes que conocer el mío y para ello te pido que emplees unos siete u ocho minutos en leer con tranquilidad este post que titulo: TENGO LA OPORTUNIDAD DE VOTAR MAÑANA EN CATALUÑA.

Soy andaluz y como tal conozco gente y tengo familia que emigró a Cataluña. Mi experiencia política me ha permitido conocer gente del PSC y de las JSC. En especial me quedé anonadado con la formación del compañero Javier López, integrante de la lista al Parlamento Europeo con tan solo 28 años y elegido en primarias para ir en esta misma lista. Lo conocí en unas Jornadas de las Juventudes Socialistas de España que se celebraron en Valencia y para mí fue el mejor de largo.

Yo soy de los que opinan que NÓ SON SOLO UNAS ELECCIONES AUTONÓMICAS. Quien opine lo contrario no puede negarme que el desafío independentista catalán es uno de los grandes problemas que tiene nuestro país. Quien sólo hable de reparto fiscal autonómico, reparto de presupuesto, historia, nacionalidad catalana-europea… Solo está reconociendo que tal problema existe y que como todos los problemas se deben afrontar y no dejarlos de lado. Los problemas son como las enfermedades, hay que ir al médico para detectarlas y usar tantos tratamientos como sean necesarios para erradicarla. A pocas horas de una de las citas más importantes en la Historia de España me pregunto a quién votaría si fuese catalán…

Por mis convicciones ideológicas ya descarto a una parte de los partidos que se presentan.

Como estudioso de lo político he tenido la oportunidad de analizar mítines y debates. Hay dos opciones, votar a partidos independentistas o votar a partidos en contra de la independencia. Siguiendo este criterio mi decisión sería:

-El Gonzalo independentista (jamás seré independentista porque no creo en el nacionalismo, me encanta el principio de solidaridad de nuestra Constitución y creo que es el eje central de una nueva reforma) votaría a la CUP y a su representante Antonio Baños:

Para mí ha sido sorprendente que un votante socialista como Baños haya querido encabezar este proyecto. Sus debates han sido cortantes, irónicos y muy poderosos. Yo diría que lapidadores. En sus mítines hay frescura, maneja la información y el conocimiento con una buena base y se nota que se cree lo que dice. La CUP se merece estar por delante de la convergencia entre PODEMOS e ICV.

-Mi yo en contra de la independencia votaría a PSC, más que al partido en sí votaría a Miquel Iceta:

Llevamos tiempo los socialistas preocupados con Cataluña y con buscar una solución a este conflicto. Se ha estudiado mucho, se debate, se propone…Pero siempre me quedaba con la misma conclusión: “nosotros (la gente del partido) sí sabemos lo que queremos, pero no sabemos como hacer llegar el mensaje”. No podría ser de otra manera, en Cataluña no necesitamos una cara bonita vacía de contenido, no necesitamos un líder que colapse el proyecto. NECESITÁBAMOS A ICETA. Muchos de ustedes os preguntareis: ¿no tiene el PSC nada mejor? Mi respuesta es que si os quedáis solo en los bailes de Miquel por favor renunciar a ser ciudadanos de cualquier país. Iceta tiene una larguísima trayectoria política, pero una trayectoria en el taller de la mecánica, elaborando ideas, desarrollando proyectos, pensando e imaginando alternativas…El PSC ha conseguido que un líder en el trabajo de desarrollo político sea su cabeza de lista a unas Elecciones tan importantes como esta. ¿Los bailes de Iceta? Solo demuestra algo que la mayoría de la gente no percibe, los políticos son gente normal que disfrutan con unas notas musicales, se emocionan con algunos mensajes y se les encoge el corazón con las miles de situaciones difíciles a las que se enfrentan nuestros ciudadanos hoy en día.

Iceta fue uno de los primeros políticos en declararse homosexual, Miquel es bajito, calvo y regordete (y catalán, así que hasta lo mismo es algo “encogío”). Miquel Iceta es el político catalán que mejor se ha defendido en los debates y a su vez ha sido el único político capaz de trasmitir la necesidad IMPERIOSA de reformar la Constitución y adaptarla a una situación insostenible. Es el profesor que ha encontrado la pedagogía necesaria para trasmitir tal mensaje.

Celecciones catalanas 3omo votante de izquierdas que soy, como andaluz con grandes lazos con Cataluña y como español no me gustaría un proceso que nadie conoce y solo conduce hacia un vacío político y legal donde las personas y los ciudadanos de Cataluña quedarían en segundo plano para pasar a centrarse, sólo y exclusivamente, en la manera más rápida y drástica de declarar la independencia.

Pero también tengo que decir que como demócrata y de izquierdas que soy, no tengo miedo a las decisiones democráticas y estoy a favor de que la gente opine y sea decisiva a la hora de determinar su futuro. No nos podemos agarrar a las Leyes como normas supremas que están por encima de la vida de las personas. Las leyes las hacen personas y están para reconocer la realidad y regular la vida de las personas. Si los tiempos cambian, las leyes deben hacerlo. Suiza, Alemania, EEUU, Inglaterra…países que están continuamente cambiando sus leyes centrales para adaptarse a la realidad de sus ciudadanos. ¿Qué miedo tenemos a que la gente decida? ¿a qué la gente vote? Coartar ese poder de decidir tu futuro es más típico de épocas lejanas. Tal vez el problema no es en dejar votar, tal vez el problema es de no haber querido escuchar un clamor de las autonomías por la descentralización federal de nuestro país. Ha faltado pedagogía, ha faltado atención, no han querido ver el problema y la culpa no es otra que de aquella persona que dice que: “Un vaso es un vaso y un plato es un plato”, es lo que tiene no haberse leído la Constitución Española, que no sabes ni de nacionalidad española, ni europea, ni si quiera los déficit que esta tiene.

Por todo ello, por ser el que más ha explicado, por ser el único que se ha salido de las líneas que marca una campaña electoral, por ser normal y no un prototipo, por su inteligencia y desarrollo político…el Domingo en Cataluña ¡¡PRESIDENT ICETA!!

Análisis del Pregón de la Feria 2015

Lo primero es mostrar mi admiración y respeto por el personaje que este año nos ha deleitado con el Pregón de la Feria 2015. He querido seleccionar una imagen muy particular para insertarla en este comentario. Es una foto que Manolo sabe que no me gusta un pelo pero describe en esencia y con profundidad prácticamente todo. Una foto con Suárez contiene un debate muy amplio, debate que con Manolo se puede tener y a su vez agrada al desarrollarlo. De paso, aprovecho la oportunidad para recomendarle dos entradas de mi blog que pueden estar relacionadas con esa foto. Con tu permiso Viruta, paso a hacer MI ANÁLISIS.

Lo primero es mostrar mi admiración y respeto por el personaje que este año nos ha deleitado con el Pregón de la Feria 2015. He querido seleccionar una imagen muy particular para insertarla en este comentario. Es una foto que Manolo sabe que no me gusta un pelo pero describe en esencia y con profundidad prácticamente todo. Una foto con Suárez contiene un debate muy amplio, debate que con Manolo se puede tener y a su vez agrada al desarrollarlo. De paso, aprovecho la oportunidad para recomendarle dos entradas de mi blog que pueden estar relacionadas con esa foto. Con tu permiso Viruta, paso a hacer MI ANÁLISIS.

Pasados unos días y con la profesionalidad de VideoPal, que ya está proyectando la feria de 2015, podemos analizar el pregón trabajado de Viruta y de Manuel Velasco.

Empezamos por la presentación donde Josefina de Blas prácticamente no se dejó un ápice describiendo a “Manolo”. Dos ideas destacaron que me sirven como resumen: “siempre dispuesto a ayudar y sacrificado” (a veces demasiado). Enorme la presentación, como impresionante el repaso que dio el año pasado en su pregón, donde los más jóvenes nos podíamos trasportar a la descripción de forma de vida que ella sentía en nuestro pueblo.

Del pregón en sí no voy a hablar, si dependiera de mí que JuanMa lo deje puesto hasta el año que viene. Viruta y Manolo no dan puntada sin hilo, como se suele decir, en cada gesto, en cada frase se esconden miles de mensajes indirectos que solo pillan los que lo conocen muy bien o, los que como a él, le encanta la magia de las palabras. Cada frase, pausa, gesto, palabra… contiene un mensaje:

-Innovación: Quedarás para el resto de la historia la capacidad de impresionar en tu pregón. Nadie mejor que tú para arriesgarse y apostar por una cosa nueva, que lo mismo que ha funcionado, podía haber sido una fatalidad. TU MENSAJE EN ESTA CARACTERÍSTICA: Renovar o morir, siempre manteniendo el respeto a unas costumbres, pero a su vez envolviéndolas de las facilidades que nos dan los nuevos tiempos.

-Doble Personalidad: solo indica una cosa, hay tiempo para todo. Hay tiempo de ser un trabajador nato y tener tiempo para la familia. Hay tiempo de trabajar 18 horas al día y de acordarse de los amigos. Hay tiempo de madrugar para abrir el bar y a su vez estar preocupado de lo que pasa en tu pueblo. Tenemos a dos personajes, el Viruta y Manolo, uno no puede ir sin el otro. El norte que no puede vivir sin el sur.

-Homenaje a los anteriores Pregoneros: Aquí podemos observar el respeto que te muestra el haber sido elegido Pregonero. Quieres destacar esta labor y a su vez enfatizar la responsabilidad y el trabajo de tantas y tantas personas que han pasado el día 14 por encima del escenario para inaugurar nuestra feria.

TU MENSAJE: Quiero ver dos mensajes, por un lado la preparación exquisita que requiere dicho documento.

Por otro lado demuestras, al nombrar a algunos de los/as anteriores pregoneros/as, que son todas personas que han recibido una gran educación llegando a desarrollar carreras universitarias; pero ahí cortas ,y parece que en algún momento dirás: “abogado, maestras, médicos….y yo, que soy tabernero”. No llegaste a decirlo pero ese mensaje está implícito en tu Pregón. Es lo que más me ha gustado, la capacidad de valorar la formación de las personas y tu mérito de poner a la misma altura a un abogado que a un tabernero. Es así, todas las personas podemos conseguir lo que nos propongamos y una formación más cualificada no te dota de valores y aptitudes que desarrollas a lo largo de tu vida.

-Respeto: quien no te conozca que te compre. Tus mensajes posturales, tu imagen delataba nerviosismo, respeto, expectación, pero sobre todo ORGULLO. No cabías en el escenario, ni si quiera tu pudiste aguantar la emoción, aunque la disimulaste muy bien.

-Recuerdos: te ibas solo a la feria, las garitas en la plaza, los cacharritos en las Eras Altas, esas músicas que no pasaban de moda, el turronero, el kiosko de la Chica…Recuerdos que unes con la semilla que se siembra en toda familia Palencianera. Tú eres muy de Palenciana, muy de la Virgen del Carmen. Te atragantas, hablas de tu abuelo, de tu padre, del empeño eclesiástico de tu madre…dedicados a ellos TU MOMENTO, TU PREGÓN y desde el día 14 el Pregón de la Feria del 2015, el Pregón de todos y todas los Palencianeros y Palencianeras.

-Fotos: Los recuerdos de nuestras ferias, esos que miramos en fotos en blanco y negro, a color… recuerdos del pasado que se mantienen por que los conservamos en papel. Las fotos de hoy son efímeras, imágenes electrónicas que dependen de una conexión a internet o un dispositivo electrónico. MENSAJE: Tus fotos antiguas, las que se pueden tocar, oler y hasta romper son los recuerdos materiales que siempre existen y a los que siempre volvemos. Las fotos de hoy, las de whatsapp probablemente represente la crisis de falta de Hermanos Mayores que llevamos sufriendo unos años. Tal vez representen la crisis de la conversación, de no tener espacio para charlar con los más pequeños de lo que es el pueblo, de lo que representa el pueblo para nuestros mayores, de esas historietas que se contaban sentados al fresco o a la lumbre de una buena candela. Ese espacio de trasmisión directo, de contacto, de traspaso de anécdotas, historias, recuerdos…tal vez se esté convirtiendo en efímero, tal vez los mayores no encuentren ese hueco para trasmitir ese sentimiento y a lo mejor los jóvenes nos tengamos que enfrentar a la realidad de no conocer de dónde venimos.

-Virgen del Carmen: aquí sé que me voy a meter en un berenjenal de los que a mí me gustan pero e de decirlo. Puedes ser la única persona que haya conseguido hacer un Pregón prácticamente laico pero en el que no haya faltado el respeto y la admiración hacia Nuestra Patrona. Has descrito como nadie lo que se mama desde pequeñito y se aprende en el desarrollo de los años. La Virgen del Carmen ya no solo pertenece a sus Hermanos, fieles y creyentes, se ha convertido en un nexo de unión y de respeto que pasa las fronteras de la fé. “Tú eres muy de la Virgen del Carmen, aunque no lo parezca”. Las lágrimas que se caen al paso de nuestra Patrona riegan y nutre el recuerdo de lo que representa esa imagen y todo lo que nos evoca.
-Nuestras  tradiciones: Las tradiciones del pueblo que se meten en el corazón. Te paras en la tradición de las banderas, portadas por los Hermanos Mayores del año anterior, del presente y del futuro. Tu MENSAJE es claro: SINGULARIDAD de nuestra feria. El símbolo de las banderas, sus escudos y colores no importan, importan las personas, los portadores ya que sin ellos no se podría desarrollar esta magia que es ser Hermano Mayor. Pasado, presente y futuro solo es una descripción de la vida misma, no es una Ley, es simplemente el desarrollo de nuestra etapa como seres humanos. Esa conexión, esos lazos entre pasado, presente y futuro es lo que le da sentido a nuestras vidas, en este caso ese vínculo es la explicación de nuestra tradición más sentida y emotiva.

-La China: señalas que es tan particular que últimamente nadie quiere echarla. Justo después de mencionar esta tradición, adjuntas un adjetivo a nuestra Feria…GENEROSA. MENSAJE: Es uno de los mensajes que más me ha gustado, porque si nuestra Feria tiene una característica esa es la de ser GENEROSA. Generoso es el hecho de echar la China, pero también de la donación que se hace en ese mismo acto. Generoso hacer la ofrenda floral a la Virgen del Carmen y saber que si pusiéramos todas las flores que Palenciana le dona a su Patrona nos tendríamos que ir del pueblo por que no cabríamos. Generosa nuestras fechas por que permiten que vengan los que se alejaron de Palenciana y así trasmitir nuestra tradición a todas esas familias que vuelve en agosto. Generosos los comercios del pueblo y nuestros vecinos y vecinas que toleran con gran agrado que Palenciana se vuelque con la financiación de su tradición. Feria cargada de tradiciones pero a su vez innovadora, mostrando respeto por el peso histórico del peso de las tradiciones y modificando y actualizando esas cosas que se pueden seguir mejorando.

-Ser Palencianero: “Yo soy Palencianero por los cuatro costados”. El Palencianero es internacionalista por excelencia, es salir por las “moraillas” o por el llano pasilla y llevar tatuado el escudo y la bandera de nuestro pueblo. El mensaje lo lanzas con la simpatía y la gracia que te caracteriza. Eso mismo es la esencia de tu pregón, ser capaz de mezclar estos sentimientos con tu simpatía, como a ti te gusta: “hacer un pasodoble con gracia”, te has convertido en el Selu Pregonero de Palenciana. TU MENSAJE: más que un mensaje es una forma de vivir, una filosofía. Los pasodobles, los pregones están cargados de sentimientos que a más de uno se le puede escapar alguna que otra lágrima. Las lágrimas que tu quieres derrochar son las de alegría, llevar los problemas a su esencia, de ahí buscar soluciones y todo con una sonrisa, por muy mal que se ponga la cosa que no falte esa sonrisa de medio lado y el ojo engorruñao. Todo esto lo resumen con una gran verdad: “Ser Palencianero no es un gentilicio, es una Denominación de Origen”.

Al fin y al cabo has dado una lección de filosofía Palencianera. Descifrar tus mensajes, tus paradas, tus silencios… Hablar de la Feria no es plantarla en un caldario frío y repetitivo. Tu nos has enseñado que estar de Feria, pensarla, elaborarla, hacerla y ejecutarla es una forma de vida marcada por una forma de ser, por un sentimiento de arraigo capaz de meterse en el cuerpo de nacidos aquí, forasteros y hasta extranjeros. La Feria es el desarrollo de nuestro pueblo, es el punto y final de la jornada anual, nuestro día 17 es la nochevieja Palencianera.

Nuestra feria es el desarrollo de nuestros abuelos, padres, hermanos, hijos y seres queridos. Nos has enseñado que nuestra Feria no es más que el desarrollo vital de todo aquel que se sienta PALENCIANERO.

FANATISMO-LIBERTAD DE EXPRESIÓN Y EL OPORTUNISMO DE LA EXTREMA DERECHA

Mis primeras líneas en el primer artículo del año son de pena, rabia e injusticia por las víctimas de Charlie Hebdo.

Toda indignación lleva a una reflexión pausada. Mi lápiz ayer estaba de luto y me pidió permiso para reposar sus palabras ya que corría el riesgo de que estas fueran contraproducentes y no alcanzaran el objetivo de todo artículo, que no es otro que hacer pensar y crear opinión propia, en pocas palabras: libertad en la interpretación de las letras.

La libertad de expresión es algo que han perseguido los pensamientos extremos y fanáticos desde los primeros tiempos. Antiguamente la política estaba ligada a la religión, se pensaba que el líder espiritual que explicaba la existencia de todas las cosas y sucesos era el que debía regir la convivencia entre iguales. Existe la censura desde los líderes espirituales o chamanes de África o Sudamérica a religiones imperialistas como la Cristiana-Católica o la Islámica. No nos olvidemos del Tribunal de la Santa Inquisición, de la amenaza de la excomulgación, las Leyes de Responsabilidades Políticas de Franco o más recientemente la imposibilidad de ciertas personas homosexuales a involucrarse en determinados actos religiosos, como por ejemplo llevar un trono.

La limitación de la expresión va ligada, ineludiblemente, a la crítica y esta se puede expresar de muchas formas, una de ellas es la sátira, el humor negro o las viñetas críticas. Es el caso de la revista francesa Charlie Hebdo, que, para los que no conozcan su naturaleza, la podemos comparar con las revistas españolas como El Jueves o Mongolia. Esta serie de publicaciones suelen utilizar el humor para llegar al fondo de un tema muy peliagudo.

En esto del humor podemos dar clases los españoles ya que casi forma parte de nuestra cultura, señalar que nuestro país tiene un gran número de ejemplos de esta crítica social, que de una manera u otra también ha sido atacada. El Carnaval de Cádiz es un ejemplo de mucho peso en este aspecto. Sus Chirigotas, Comparsas, Cuartetos y Coros repasan en tono humorístico y con flechas bien afiladas la actualidad política y social de todos los ejercicios.

La sátira, las indirectas, el humor crítico sólo lo pueden hacer personas con una gran capacidad intelectual, capaz de trasmitir temas muy serios de forma envenenada y que causen risa. Grandes poetas españoles, filósofos, escritores, periodistas, humoristas y dibujantes tenemos en nuestro país que siguen ese ejemplo.

El derecho, en comunidades democráticas y libres, ha articulado una serie de mecanismos para que no baile sobre el filo de la navaja los conceptos de libre expresión y calumnias. También, en muchos estados, la libertad de expresión es un derecho reconocido.

A pesar de todo ello, tenemos miles de ejemplos de censura ejecutada recientemente en nuestro país. Los Carnavales de Cádiz se han visto afectados por este fenómeno, los manifestantes de una concentración, TVE con ciertos temas peliagudos que afectan al Gobierno, más recientemente el humorista Facu Díaz ha sido imputado por el sketch “el PP se disuelve”. Entre todos estos ejemplos debemos resaltar en mayúsculas la LEY MORDAZA del Gobierno de Rajoy. Hoy vemos como defienden la libertad de expresión, debido a la tragedia de Francia, pero por la tarde van a debatir y defender una propuesta de Ley, la más restrictiva con las libertades de los españoles que, sin ninguna duda, será recurrida frente al Tribunal Constitucional y derrocada incluso antes de que se lleve a cabo. Son estos gestos los que crean violencia y fanatismo que pueden llegar a causar víctimas. La supresión de la libertad es el gesto más condenable que puede llegar a hacer un ser humano y este acto crea, sin duda, miedo en la sociedad coartando las opiniones contrapuestas y las manifestaciones contrarias al pensamiento dirigente.

Sin duda hay que aprender a separar el fanatismo que ha llevado a cabo esta matanza en Francia con el anti-árabe o mundo Islámico. Hemos visto como los medios de comunicación se centraban en la noticia, en señalar y subrayar que los autores eran de origen árabe y pertenecían al mundo islámico pudiendo así sembrar una semilla de rechazo hacia este colectivo. Estos medios son los mismos que aplican censura sobre los miles de colectivos musulmanes y árabes que han condenado públicamente el asesinato de estas personas y el ataque brutal a una democracia libre donde te puedes expresar de manera independiente.

Sin embargo Francia ha reaccionado educadamente, todo lo contrario que España. Mientras observábamos en redes sociales como el comentario más publicado en Francia era #CharlieHebdo #JeSuisCharlie #IslamNonCuopable , en España teníamos el comentario de #StopIslam.

Es una comparación muy simple pero demasiado tangible y gráfica. En Francia no culpan a una religión de un asesinato, si no al fanatismo extremo. En España mostramos nuestro rechazo hacia una religión que no es la católica. En esto los sistemas educativos tienen mucho que ver, la necesidad social de una asignatura que eduque en valores de convivencia es más que necesaria cuando observamos conductas de este tipo. España necesita una generación educada en la Constitución, en sus valores, en los derechos humanos, necesitamos una herramienta pedagógica que impregne de este tinte nuestro sistema educativo. Estamos sembrando rechazo y odio hacia los iguales por un simple atentado perpetrado por radicales. Los extremismos religiosos o políticos no tienen cabida en una sociedad, debemos rechazarlos a través de la educación.

Con estos acontecimientos empiezan a florecer la extrema derecha y su discurso de ataque hacia otras religiones, costumbres o razas. Si estudiásemos la historia de las religiones, como conviven en paz y entendimiento y comprendiéramos que en la privacidad de la fé nadie manda,  a no ser que influya dicha fé a segundas personas; tendríamos mucho camino recorrido.

Si aceptamos las procesiones, las misas multitudinarias, las campanadas convocando a misa debemos tolerar la práctica de otras religiones y costumbres, todo de acuerdo a las leyes que establezca el Estado.

Los cristianos no tuvieron culpa en las masacres que ejecutaron los Calvinistas, los islámicos no tienen culpa del terror que siembra el fanatismo. No existen religiones malas, ni prácticas que puedan dañarse unas a otras. Sí existe el fanatismo de la fé que llevado a extremos insospechados pueden matar en nombre de un Dios, ya sea Yahveh, Jesucristo o Alá.

Quiero que este post sirva de homenaje y reconocimiento a Bernard Maris fundador de ‘Charlie Hebdo’, que era hijo de republicanos españoles, asesinado por el fanatismo. Y no me quiero despedir sin elogiar la portada de La Razón del 8 de Enero, sin duda la más valiente de los diarios españoles.

Me despido con esta viñeta de Bansky que me recuerda a unas palabras del fundador del PSOE Pablo Iglesias, “los socialistas no mueren, se siembran”, en este caso lo podríamos modificar y decir que “los lápices nunca mueren, se reproducen para desafiar al fanatismo”.

4f8485f0-9715-11e4-a9b3-755ac4276097_22

El debate sobre la transición a la democracia en España. ¿Fue un proceso modélico?

Para estas fechas llenas de horas libres os quiero ofrecer un trabajo sobre la transición española.

Hace pocas semanas celebrábamos el día de la Constitución de 1978, hace pocas horas conocemos la noticia sobre la comparecencia de la Infanta Cristina como imputada, por delito de cooperación, en el caso Noos. Me podéis decir que poco tiene que ver este tema con la transición española, ya veréis que no, además es digno recordad que es hija de un Rey y hermana del actual Rey de España que, casualidades de la vida, hoy estará grabando su intervención navideña. Cómo son los hermanos…jodiéndose el discurso pocas horas antes de grabarlo, estos Borbones…

El texto que os presento es bastante extenso, pero muy completo. Lo realizamos mis compañeros Juan Vicente del Moral, Juan Antonio Gómez, Adoración Bailón y un servidor.

Es un tema tabú la transición española, poco se ha analizado, o mejor dicho, se ha analizado a corto plazo y en este análisis podemos detectar una ausencia sobre los problemas que hoy nos acontecen cuya raíz pudo germinar en estos años. Os dejo con la ponencia, no pretendo agradaros pero sí que os pique la curiosidad y generar debate sobre la temática.

Para comenzar nuestra ponencia, hemos querido plantear la cuestión: ¿qué motivo, hoy en día, nos lleva a poner en tela de juicio la Transición española?. Cuáles son las causas principales que, 39 años después de la muerte del caudillo, nos hacen plantear las carencias que se produjeron durante el periodo de la Transición.

Consideramos que esta falta de legitimidad en el modelo de Transición que se sucedió en nuestra historia más reciente, es debido a diversos factores socio-económicos de nuestra actualidad; motivados por el “shock austericida” y los casos de corrupción sistémica que hacen encender la mecha del consenso social sobre la legitimidad del régimen post-Transición. Es hoy en día, con el surgimiento de nuevas élites, nuevos actores políticos y sociales, cuando asistimos a constantes cuestionamientos sobre lo que realmente sustenta la base de una Transición democrática y modélica.

Antes de entrar de lleno en el periodo transicional, vamos a hacer un breve recorrido histórico por nuestro pasado más reciente.

Para ponernos en el contexto de cómo se llegó a la Transición, tenemos que conocer la Historia reciente de España.

El periodo democrático de la Segunda República fue derrocado en las armas por una sublevación militar dirigida entre otros por el General Franco, la sublevación militar tuvo lugar el 17 Julio de 1936, se inició en Melilla. Desde allí se extendió al conjunto del protectorado de Marruecos, los dos días siguientes se extendió a la península y los archipiélagos.

La rebelión militar no triunfó en todo el territorio español, la sublevación no tuvo el apoyo del pueblo, se basó en el apoyo de las fuerzas militares. El golpe fracasó en Asturias, Cantabria, País Vasco, Cataluña, Levante, Madrid, Castilla la Mancha, Murcia y la zona oriental de Andalucía.

Los fracasos más graves tuvieron lugar en Madrid, donde el Gobierno armó a las milicias obreras y en Barcelona. El país quedó dividido en dos zonas, que desembocó en el inicio de la guerra civil.

El golpe y el estallido de la guerra provocaron la destrucción de las estructuras estatales de la II República.

Finalmente el bando sublevado ganó la Guerra Civil, esta termina el día 1 de abril de 1939. Una larga, represiva y dura dictadura vino a sustituir al ensayo democrático de la segunda República.

La dictadura, también conocida como “Franquismo” pasó por varias etapas, pero se puede resumir en un régimen instaurado en 1939 tuvo desde un principio unos fundamentos ideológicos muy definidos:

  • Concentración del poder en Franco. La “adhesión inquebrantable” al Caudillo fue el elemento clave de todo el sistema franquista.
  • El franquismo se muestra siempre contrario a las libertades políticas, utilizó la represión contra todo aquel que difería con el régimen.
  • La Iglesia fue la gran legitimadora de la dictadura franquista, una estricta moral católica en lo público y en lo privado se impuso en el país. Franco incluso salió bajo palio.
  • Defensa de la “unidad de la Patria”, prohibía la utilización de las otras lenguas y la expresión de cualquier autonomía política.
  • Un régimen que se apoyaba en el militarismo y en los rasgos fascistas, símbolos y uniformes, exaltación del Caudillo, violencia como medio político.

Franco asentó su nuevo régimen en la base social terrateniente y en la oligarquía financiera que fue la gran beneficiada de la política económica del régimen. Las clases medias rurales del Norte y de Castilla influenciadas por la religión católica también apoyaban el régimen.

La muerte de Franco y su agotado régimen con Juan Carlos I de Jefe de Estado y Adolfo Suárez de presidente, iniciaron las conversaciones para el proceso de Transición Política en España.

Podemos señalar como 1978 el año en el que España se constituía como un Estado Social y Democrático de Derecho y queda plasmado en el texto  fundamental de nuestra Constitución. Nosotros nos preguntamos, ¿se acaba de verdad la transición al aprobarse y votarse la Constitución? Ni la mentalidad, ni las actitudes  cambian a un ritmo tan rápido, para ello podemos recurrir al tópico de la fecha en el que se decía que España se acuesta siendo una dictadura y se levanta democrática.

Como primer pilar de nuestra argumentación queremos refutar que el régimen no se superó, o se le venció por una presión social, o se le derrotó por movilizaciones en masa, como muy bien indica el Profesor Ramirez (1990) la transición a la  democracia no se produce, como algunos predican ahora, por el hecho de  que una fuerte oposición al régimen franquista hubiera acabado con él.  Recordemos el hecho de que el anterior Jefe de Estado murió en la cama  y a causa de la edad y la enfermedad. Además de la semi-oposición de  la que señalaba el Profesor Linz, hubo, por supuesto, una clara y notable oposición  al régimen autoritario establecido. Pero es innegable que ni acabó con el  régimen, ni creemos que en ningún momento lo pusiera en seria posición de  peligro. Franco contó, hasta el final, con un conjunto de lealtades (y, entre  ellas, la muy importante del Ejército) sin duda no extensible a todos los  sectores; pero sin duda, igualmente, lo suficientemente importante, o, al  menos, lo suficientemente fuerte como para permanecer. Precisamente  esto, la permanencia, es lo único que el General tenía como objetivo. Y  contra ello, nadie ni nada pudo. No se puede volver a escribir la historia,  ni inventarse futuribles “lo que hubiera pasado si”. El régimen se extinguió cuando se extinguió la vida de su fundador, artífice y figura principal. La lealtad al Caudillo o lealtad al Generalísimo, por irracionales que hoy nos puedan parecer, duraron hasta el final y funcionaron siempre. Para  unos, el vencedor de una guerra-cruzada. Para otros, el sostén de la paz.  Ahí estuvieron. Y fueron capaces de superar aislamientos internacionales,  huelgas de trabajadores, revueltas estudiantiles y discrepancias intelectuales o episcopales.

El segundo pilar que defendemos está basado en la no ruptura con un régimen anterior debido a varios factores. Durante los años sesenta y comienzos de los setenta, la burguesía y las pautas capitalistas del “franquismo  tecno-pragmático” (Ramírez, 1990), originan y sedimentan esa nueva clase social que tenía  dos objetivos bien definidos: conservar a ultranza los niveles económicos  obtenidos y, lógicamente, alejar cualquier peligro que pudiera espantar el pequeño avance capitalista obtenido. López Pintor y Rodríguez Díaz son dos de los especialistas que refutan dicha idea. Poco importaba la ideología oficial, era una burguesía definida fundamentalmente por  su mentalidad: miedo a perder lo obtenido en los años de las vacas gordas  (coche, piso, veraneo, etc.), miedo a la perturbación del orden público, tanto  por el pánico al desorden cuanto por lo que a la economía pudiera afectar un periodo de inestabilidad: miedo a una posible falta de autoridad, miedo a unos nuevos enfrentamientos de clases, miedo al caos. El miedo reforzó el componente conservador. Había una idea muy clara entre esta nueva clase social que se estaba asentando en la sociedad española  “lo que el franquismo había garantizado hasta entonces, tenía que  garantizarlo lo que viniera después”, da igual lo que fuese si mis intereses no se veían afectados. Nadie creía en la “conspiración judeo-masónica” y casi nadie asumía aquello de que los partidos políticos  eran “intrínsecamente perversos”.

Un tercer pilar en el que se apoya nuestra tesis es el referente a las nuevas generaciones que vivían ese momento. El régimen franquista fue muy largo, tanto que pasaron por él varias generaciones de españoles y españolas. El momento en el que se produce la transición España está renovada por una sociedad que generacionalmente ya no habían vivido la mentalidad de cruzada “anti esto y aquello”  propia de quienes participaron en la guerra directamente o en segundo grado. Se habían cerrado cicatrices a pesar de que el Régimen se empeñara en abrirlas de vez en vez. Es decir,  cuando le convenía. Los intelectuales afines al régimen agotaron inútiles  esfuerzos en dar cuerpo ideológico y apariencia constitucional a lo que, al  final, nadie creía en serio. Por lo tanto no existía un pensamiento de reconstruir el pasado para pasar al presente, puesto que ese pasado prácticamente no existía debido a la censura que se había impuesto, calada en el pensamiento de esta nueva sociedad que había convivido con el régimen sin conocer de primera mano las atrocidades de sus primeros años.

Cuarto pilar sobre el que se asienta esta cultura de la transición modélica. El proletariado. Si la nacida burguesía asumía y practicaba valores y pautas capitalistas, gran parte  del proletariado hacía otro tanto con valores y pautas burguesas.  Agravantes sociológicos como pudieron ser la emigración quedaron apaciguadas con el posterior regreso, aliviando las distancias y alejando  el fantasma de los  traumas. La mayoría de las protestas o revueltas que existieron nunca tuvieron un seguimiento de  peso demasiado fuerte, fueron meramente reivindicativas. En palabras de Ramírez (1990): “lo que, en el discurso teórico, estaba llamado a chocar no chocó. Tampoco el trabajador quería ver en riesgo unos ciertos niveles adquiridos en épocas de economía floreciente”.

Por último, señalamos a la monarquía como el pilar que nos parece aún más importante. Nos referimos al papel que jugó la Monarquía establecida. Para argumentar sobre este cuarto fundamento debemos hacer un recordatorio de que papel jugó la casa de los Borbones durante la dictadura o, más bien, como era recibida esta institución por el Régimen del General Franco. En esa línea, lo primero que hay que decir es que, a finales del franquismo, nadie o casi nadie eran auténticamente monárquicos. Es decir, monárquicos por convicción. Monárquico por creer que la persona llamada a suceder a Franco en la Jefatura del Estado, les pareciera tanto un  indiscutible símbolo de continuidad cuanto una absoluta garantía de que, a través de él, el futuro  pacífico de una democracia moderna estaba garantizado. Casi nadie.  Lo cierto es que la Monarquía Borbónica había sido fuertemente herida por el propio Régimen de Franco. Y ello a través de varios y continuos caminos. Por la clarísima oposición del General a que el legítimo heredero, el Conde de Barcelona, fuera alguna vez propuesto como Rey. No es de olvidar el odio que,  grupos que inicialmente sostienen al Régimen especialmente falangistas y tradicionalistas, manifestaron hacia los Borbones. La llamada asignatura de Formación del Espíritu era un ejemplo de cómo se imponía educativa e ideológicamente el odio y el ataque hacia dicha dinastía. Ataques que llegaban con facilidad al insulto y que, sobre todo, intentaban conectar la idea de posible monarquía al pasado de Isabel y Fernando. Se detectaba como “mal de la patria” la caída de los Austrias y en la llegada de los Borbones, gesto este, por parte del Régimen, que suponía un alago a la llamada Monarquía tradicional defendida por los tradicionalistas. Incluso después de proclamar la persona del sucesor a título de Jefe del Estado, se mantuvieron las intrigas para que el General cambiase de opinión. No faltaron candidatos ni conexiones familiares. Pero al final las adhesiones no pasaban de ser fríos acatamientos a la voluntad del Caudillo: porque lo había querido y proclamado el Generalísimo. No mucho más.

Y si analizamos la sociedad española, la institución monárquica como fórmula de régimen era algo poco ilusionante, principalmente por dos motivos: gran parte de esta sociedad no había vivido en régimen de monarquía y la cosa sonaba a algo pasado, que ya no era de esos tiempos, basado en las intrigas palaciegas, el Borboneo, títulos de nobleza carrozas, etc. Y por supuesto, no cabe duda de que el mero argumento del principio hereditario como fundamento único para mandar en un país, estaba muy lejos de ser asimilado. Más bien, lo contrario. Aquellos que no simpatizaban del franquismo era impensable que  algo pudiera desembocar en democracia una vez desaparecida la figura del General, haciendo una simple sustitución de nombres.

Junto con el pensamiento de esta sociedad, la mayoría de las fuerzas de la oposición, en los momentos en que la transición comienza, la diseñada imagen de una Monarquía franquista no podía ser aceptada por liberales, democristianos, socialistas ni comunistas. De aquí que la sombra de probar de nuevo la República estaba en el deseo y en los programas de muchos. Quedaban republicanos obligados al exilio exterior o interior. Quedaba, incluso, la añoranza política de desarrollar algún tipo de reparación a lo que un 18 de julio fue ahogado traumáticamente. La tradición republicana  se mantenía y ondeaba por distintas fuerzas.

Ante esto, ¿qué pasaba con los fieles a las decisiones de Franco? Nos referimos a quienes, en principio, es previsible pensar que estaban abiertamente dispuestos a aceptar, aprobar y nutrir a una Corona que había sido instaurada por el mismísimo Franco. Es decir, una Monarquía llamada a ser la Monarquía del Movimiento Nacional, que daría continuidad a los Principios Fundamentales del Régimen. Amplios sectores del régimen franquista, se suponía que deberían apoya el mecanismo de recambio establecido por el Caudillo. Nada iba a cambiar, luego nada había que temer. Sin embargo, caben tesis que defienden que ni siquiera en esos sectores, la Monarquía de D. Juan Carlos, no era del todo de fiar. El motivo principal de esta desconfianza estaba asentado en  la profunda socialización política en valores anti-borbónicos a la que antes nos hemos referido. Aunque no se explicitara por los franquistas, seguían sin ser monárquicos a pesar de la decisión de Franco. Al Caudillo había que obedecerle ciegamente hasta que no fuera así, pero luego, ya se vería. A ese prejuicio acompañaba una especie de incapacidad natural que se atribuía, sin razón alguna, al llamado a la sucesión. Estaba por ello condenado a fracasar y durar poco. Esta desconfianza estuvo desde siempre unida y basada en la relación del entonces Príncipe heredero con su padre. El temor a la influencia que el padre podía haber ejercido sobre el hijo y la que pudiera aperar llegado el momento de la sucesión en la Jefatura del Estado. D. Juan Carlos, todavía Príncipe heredero, había vivido bastantes años entre dos influencias claramente contrapuestas. Y eso no era del todo fiable. ¿Por cuál de ellas optaría desaparecido Franco y una vez convertido en Jefe del Estado? Esta pregunta sin respuesta despertaba recelos, enfriaba entusiasmos y restaba adhesiones.

Por último, los protagonistas del Régimen eran conscientes de que todo podía entrar en cuarentena al desaparecer su fundador. Únicamente en Franco estaba vitaliciamente la unidad de poder. Y, aunque mostraran lealtad pública, los propios franquistas eran conscientes de que el régimen de Franco se acababa con él. De aquí el conocido ¿y después de Franco qué? que tanto preocupaba.

Este clima adverso que se creó en torno a la familia Borbónica fue utilizado por Franco para erigirse como impositor del destino del pueblo español y, una vez fallecido y puesta la transición y la Jefatura del Estado en manos de Don Juan Carlos, sólo debía tejerse una maraña de circunstancias que enturbiaran la toma de decisiones para acabar imponiendo una democracia y en esto consistió la transición.

Se apostó claramente por hacerse eco de este cambio pacífico, sin trauma, sin riesgos, que, era la nota dominante en la ya abundante sociedad burguesa española. Así, la figura del nuevo Rey y la de su Monarquía pasaba también a ser la garantía de la estabilidad en lo conseguido.

Se construyó un camino para realizar el cambio desde las mismas estructuras  institucionales y legales existentes.

Primero, se buscan personas claramente unidas al Movimiento (Fernández Miranda, Suárez), se elabora y aprueba una Ley para la Reforma Política que es sometida a la aprobación del pueblo español (no olvidemos que parte de la oposición todavía aconsejaba la abstención). Una Ley que nace desde unas Cortes Franquistas, hechas a imagen y semejanza de lo que el Régimen podía influenciar en este periodo. Cuando todavía no había sido decretada la libre constitución de partidos políticos y de sindicatos libres, cuando la representación de la soberanía española estaba en manos de los llamados Procuradores en Cortes, cuando la monarquía española era un una creación absoluta de un dictador y cuando el pueblo español carecía de medios de información y de comunicación social que le permitieran ser parte de la democratización y destinatario de una Constitución democrática. Las Cortes franquistas fueron, de hecho, las que aprobaron la Ley para la Reforma Política, que luego se convertiría en el preámbulo de la Constitución de 1978. La Ley para la Reforma Política no es que no fuera aprobada por una asamblea constituyente, que nunca existió, es que ni siquiera lo fue por una asamblea elegida democráticamente. La Ley fue aprobada por los Procuradores en Cortes, cuya legitimidad dependía de su juramento a las Leyes Fundamentales y a los principios del Movimiento Nacional, y cuya acta se debía sencillamente a la forma de elegir a los representantes de la soberanía popular en tiempos de Franco.

Se auto disuelven Cortes Orgánicas y Consejo Nacional de Movimiento. Se consigue, mediante este camino, que la propia voluntad soberana  haga desaparecer el aparato institucional del franquismo. La pureza del método elegido cerraba el paso a acusaciones de diversa índole y aquietaba las actitudes. Enfrentarse a ese camino, una vez aprobada la Reforma Política, era, sencillamente, enfrentarse no ya a la persona del Rey, sino a la mayoritaria voluntad de la nación que buscaba una democracia. Con este gesto se acaba con la imagen del Régimen Franquista instalado en el poder, ya que serán unas nuevas Cortes las que lleven el proceso constituyente. Es cierto que hubo movimientos de protesta pero no llegaron a más, nadie movió un dedo en contra.

El siguiente paso es la legalización de los partidos políticos, los cuales pactan este proceso, incluso los tradicionales partidos de “inspiración republicana”, se doblegan ante la evidencia. Una Monarquía que se separa abiertamente del inmediato pasado. Un Rey que manifiesta querer serlo de todos los españoles. Y una institución que desde ese instante se convierte en motor del cambio. Años más tarde, cuando el fracasado intento de golpe de Estado, la palabra ya no es sólo motor. La palabra es también garantía, pero eso es otro tema al que tocaran otros compañeros nuestros más adelante.

Hechas estas opciones y transitado por este camino, el resto vino por añadidura. La  Monarquía parlamentaria se plasma en nuestro texto constitucional, no sin tener que vencer algunas. Y al aprobarse nuestro texto fundamental por la mayoría del pueblo español, la institución añadía a sus legitimidades de y de naturaleza inspiradora  del cambio, la que hasta entonces estaba jurídicamente ausente: la del refrendo democrático por voluntad popular. Caracterizar las primeras elecciones como democráticas, es una verdad a medias; ya que los partidos se habían formado desde el vértice del poder, no desde las bases, aunque muchos pensaron que eso era algo transitorio, nos hemos dado cuenta que ha sido definitivo, que no ha habido ninguna reforma por parte de los partidos, ya asentados, para cambiar.

Ciertamente que, para que la obra terminase bien, fueron precisas otras ayudas. Lealtad del Ejército, ineludible papel de Fraga en la reconducción  de grandes sectores del extinto franquismo al sistema  democrático, no menos valiosa labor de Carrillo en la configuración de un Partido Comunista que rompe con mucho y acepta Monarquía, bandera, etc.

Sin embargo, el Profesor  Monedero (2013) no considera “que la Transición pudiera haber sido radicalmente diferente a como fue, lo que sí que es cierto es que podíamos haber participado de alguna manera para que la conciencia antifascista hubiera estado presente y en la reconstrucción de nuestra democracia hubiera habido más conciencia ciudadana. Y eso es lo que nos fue negado.” Con la negación perfecciona Monedero, personificada en Sabino Fernández-Campo, antiguo jefe de la Casa Real. Según el politólogo, Fernández-Campo “logró que la prudencia fuera una vez más presentada como la principal virtud de la democracia entendida como amabilidad, pero también como información limitada” Limitado, como el discurso que vendieron, la Transición ha sido una enemiga de la historia y una mentirosa que seleccionó qué teníamos que recordar y qué no”. Y en este análisis es donde profundizamos sobre nuestra tesis. Compartimos el análisis de Monedero y subrayamos cada palabra de Sebastiá (2014) cuando nos recuerda que cada 20 de noviembre, fecha de importancia simbólica para el fascismo franquista, aparecen por aquí y por allá grupos que reivindican las imaginadas clemencias de aquel régimen de terror y miseria, descritos casi unánimemente por la opinión pública como “nostálgicos”. A la vista de la juventud de muchos de esos “nostálgicos” que levantan el brazo sin pudor y exhiben los símbolos de la dictadura, se deduce que no se trata de nostalgia, puesto que no pueden echar de menos aquellos años que no vivieron, sino de reivindicación. Aunque el asunto se suele ver como una anécdota triste, una excepción grotesca en un marco de “normalidad democrática”, su sola y tolerada presencia, repetida año tras año, se revela más bien como el síntoma, el más agudo y visible, de una enfermedad crónica que atenaza en silencio la vida política española. Esta enfermedad se llama “transición” y resulta aún más peligrosa en tanto que de forma abrumadora se nos quiere presentar como si fuera todo lo contrario: el remedio.

Al concepto de transición se opone el de ruptura, que se caracteriza por suprimir de modo tajante el primer modelo, la dictadura, y erigir de forma libre y autónoma el segundo, la democracia, sin elementos perturbadores. El problema que se plantea es obvio ¿se puede realmente superar una dictadura con una transición y no con una ruptura? ¿A alguien se le ocurre un proceso semejante en Alemania, un periodo de transición donde ilustres políticos nazis colaborarían en la puesta en marcha de un sistema democrático?

Aceptando la tesis de que no puede haber ruptura, o asumimos que no se dieron las circunstancias sociológicas, políticas y económicas para que se ejecutase dicha ruptura, argumentamos que nuestra transición no es ejemplar no es porque no haya habido ruptura, porque podía no haber habido ruptura y por vía de evolución reformista se podía haber llegado a un reformismo democrático. No hay democracia porque se necesitan dos requisitos y ninguno de los dos está. Uno, democracia es si el pueblo elige a sus gobernantes y ese requisito en España no se da un ejemplo son los argumentos antes expuestos y nosotros añadimos que el sistema de elección español no es representativo de la voluntad del pueblo. Eso es se llama literalmente “oligarquía” u “oligocracia”, eso no es democracia. La mejor defensa para el elector es que tenga su diputado, a quien le puede pedir cuentas de su gestión: que es el sistema mayoritario. Se constituyen una serie de partidos, que se han llamado de derechas, socialistas, populares, comunistas, pero que en realidad, solamente querían establecerse en el Poder. En este sentido, lo que pretendieron los partidos que participaron en la Transición, aparte de olvidar el pasado, fue reescribir la historia en función de quién fue el ganador. Ya en la elaboración de la Constitución, funcionó el “consenso” pero sin salirse de las normas impuestas en la Ley para la Reforma Política. Hubiera sido el momento de recoger en la Carta Magna todo aquello que debe figurar en un instrumento democrático, pero que no se tocó sobre todo, por dos motivos: El ejército, que era el que revisaba todo lo que se hacía y el que por lo tanto daba el visto bueno, y el miedo (al que muchísimas ocasiones se aludió para que siguiéramos callados) a un nuevo enfrentamiento bélico.

Tenemos un sistema que espera a que el poder abuse para exigir responsabilidades, no tenemos un sistema de balance de poderes que impide que se abuse y eso sucede porque no existe una real división de poderes. ¿Por qué no hay división de poderes?, porque funciona exactamente igual que con Franco. Hay un único poder y una división de funciones, exactamente igual que con Franco. No hay ninguna diferencia funcional: el poder ejecutivo es el primero, el número uno, el que nombra al legislativo y al judicial. (García Trevijano, 1992).

Otro de los puntos a tener en cuenta es la Ley de Amnistía de 1977, podemos considerarla como una Ley de Olvido, una Ley que detiene todo proceso para enjuiciar y condenar los hechos Criminales de la Guerra Civil y el posterior franquismo.

Esta Ley viene a considerar la forma antimodélica de la Transición ya que equiparó a víctimas con los verdugos del franquismo. No nos vale el argumento que dice que también se amnistió a los que luchaban contra el franquismo, porque precisamente se amnistió parcialmente, ya fueron ejecutados, condenados a muerte, condenados a perpetua o condenados al exilio, en cambió se le otorgó una impunidad total a la dictadura y a sus crímenes.

Ni siquiera se amnistió a los militares de la UMD, ni tampoco para las personas condenadas por adulterio, aborto, homosexualidad o uso de anticonceptivos.

Una Ley que sirvió para mantener en el poder a los mismos, que se puede decir que todavía están presentes en el poder judicial.

Es verdad que la Ley de Amnistía fue votada en Cortes por muchos, incluidos la oposición antifranquista, pero no podemos negar que fue muy injusto, porque se conservó mucho para unos pocos y se consiguió poco para muchos, se silenció y se dejó en el camino del olvido el sufrimiento, la miseria, la tortura y las reiteradas violaciones de los derechos humanos, aceptando un silencio que hoy sigue pesando. Hoy, sigue siendo legal en España conmemorar y alabar públicamente a la figura de Franco, como dictador y su régimen.

La Ley de Memoria histórica, aprobada en 2007 no es suficiente, se quedó corta para abordar este tema. Esto es lo único que se ha conseguido 39 años después, hoy las víctimas siguen reclamando justicia, verdad y reparación, porque todo esto se condenó al olvido durante la Transición.

Transicion Lenta

EDUCACIÓN & PAZ

EDUCACIÓN & PAZ

Título reflexivo-psicológico donde los haya, toma ahí.

Si mi primera entrada hablaba del camino que se convierte nuestra vida, este post habla, posiblemente, del bastón que nos ayuda a superar los terrenos más abruptos. Tal vez os suene estas historias…

Hemos escuchado una y mil veces a expertos (pedagogos, maestros, psicopedadogos, pediatras…) decir que los niños pequeños son una esponja que todo lo absorbe y se acumula en sus conocimientos para reproducirlos. Pues es bien, no creáis que ese aprendizaje acaba en los primeros años de vida, ¿Cómo pensáis que solucionan los problemas los niños de 8 y 9 años, o los preadolestences, o los adolescentes, o los preadultos, o los adultos…? Nuestro método de aprendizaje consiste en ver, aprender, sintetizar y reproducir, en este feedbak es cuando entra en marcha la EDUCACIÓN.

Muchos adultos, encargados de la educación de sus hijos, alumnos, sobrinos…; creen que sus actitudes no influyen en sus discípulos. Podríamos hacer un estudio, en una pequeña comunidad y atender a las actividades y vida social que han tenido los niños de un colectivo concreto. Nos daremos cuenta de que aquellos que han estado participado en más actividades complementarias a su formación suelen sacar mejores notas, ser niños más vivos, más extrovertidos y sociales, algo vital en la sociedad en la que nos ha tocado vivir donde todo se basa en las relaciones entre iguales.

En estas actividades “extras” que han tenido los niños pueden estar el deporte, la lectura, manualidades, talleres de escritura… Pero esto no queda aquí, si cuando llegan a casa y ven a unos padres que no se implican en la educación de sus hijos estos se acaban amoldando a lo más fácil, porque si duda el ser humano es de naturaleza vaga, nos adaptamos al medio para sobrevivir gastando la mínima energía posible.

Aquí entra un factor importantísimo en la vida de todo niño que se esté desarrollando, el deporte. No me puedo imaginar que habría sido de mí sin el deporte. Esas tardes que duraban días practicando deporte serían imposible de rellenarlas, no habría tareas en el mundo para tantas horas, bueno, sí que las hay, veamos una comparativa de aquellos chiquillos que han tenido una vida deportiva larga (desde los 8 a los 16-18 años) por norma general son niños sanos, con numerosas amistades, con capacidad de competir pero también de respetar. ¿Qué les pasó a aquellos que no practicaron ningún deporte? Tenían que ocupar ese mismo tiempo en otras cosas, y como dije al principio, no hay actividades para tantas horas por lo tanto se acaba probando cosas buenas, pero también muchas malas. Por lo general son los primeros en coquetear con las drogas legalizadas (tabaco y alcohol), son menos extrovertidos, de ánimo bajo y con tendencia al autoconformismo.

Puede ocurrir que nuestros hijos no les gusten los deportes más practicados, pero ahí deben estar los padres para llenar ese espacio y la Administración (Ayuntamiento, Provincia, Comunidad o Estado) para llenar las horas no lectivas. Tener un horario de rutinas establecido para estos casos es vital. Salir con la bici, a andar y descubrir los alrededores de nuestra localidad, excursiones, sentarse a leer un libro o un periódico…todas estas actividades quedarán sintetizadas por los vuestros alumnos y podrán adquirir las competencias que deben tener para enfrentarse al mundo.

Si hemos hablado de un mundo muy socializado, global, donde priman las relaciones entre iguales debemos de poner en valor una cultura cívica, hasta hoy totalmente olvidada en el Plano del curriculum escolar, no hablo de otra cosa que de una asignatura que eduque a nuestros hijos, que sepan que hay diferentes culturas, lenguas y religiones y que todas tienen el mismo valor que la nuestra. Una asignatura que eduque en valores cívicos (y no cristianos, hindúes o de pepito de los palotes). Esa asignatura no era otra que EDUCACIÓN PARA LA CIUDADANÍA, totalmente eliminada por la nueva Ley de Educación del Partido Popular, esa misma Ley que permite sesgar por sexos a los alumnos con ayudas del Estado. El presupuesto para Educación ha aumentado un 4% en este ejercicio pero, ¿sabéis para que se va a destinar? Para implantar esta nueva Ley, que por otra parte no entrará en vigor en Andalucía gracias a un Decreto de la Junta de Andalucía.

Este tipo de asignaturas no pueden ir solas, en un mundo donde estamos más expuestos que nunca la educación cívica no corresponde a una asignatura específica, este tema debe ser transversal y que se impregnen en él todas las asignaturas del currículum educativo, pero con ello no me refiero a ponerla en los objetivos de una Unidad Didáctica o Programa, si no de aplicarlas eficazmente.

No podemos permitir imágenes como las de Fernando Gutiérrez, un fotógrafo de la Agencia Efe, en la que se observa la valla de Melilla siendo saltada por emigrantes cuya frontera es un campo de golf. No cabe tanta ignorancia en una imagen.

Después tenemos autoridades que dicen que estos emigrantes pueden tener el ébola. Estas declaraciones aumentan mi indignación y no hace nada más que demostrar el poco conocimiento de ciertos agentes. Analicemos el viaje de un emigrante que intenta pasar la valla de Melilla: por lo general son personas de la costa africana o del centro de África, para llegar al punto limítrofe han tenido que coger los ahorros de sus vidas, y la de sus familiares, y pagarle a un traficante de vidas el viaje a Melilla. Dependiendo el medio de transporte puede durar días, semanas o meses. Una vez en Marruecos, situados en los montes cercanos a la frontera con España pasan semanas hasta que ven una oportunidad para saltar y cruzar a tierra patrio. Ahora, si escuchamos al Ejercito Español (que tiene una parte de ella especializada en enfermedades tropicales) o a Médicos Sin Fronteras (auténticos profesionales en el tema del ebola) nos describen que los síntomas pueden manifestarse en una semana o dos. El periodo de avance de la enfermedad es muy rápido y en cuestión de días, si no recibe atención médica, muere, teniendo en cuenta que la cepa de los países de Guinéa, Zaire o Sierra Leona es más letal. Ahora bien, si un infectado de ébola puede morir en 3 ó 4 semanas como mucho, si los síntomas se producen a las 2 semanas como mucho, yo me pregunto, ¿cómo pueden pensar las autoridades que las personas que salten la valla pueden ser potenciales portadoras del virus? Si escucharan a los expertos sabrían que sería prácticamente imposible que un infectado de ébola llegara en condiciones óptimas a la frontera para después intentar pasarla. Me pregunto ¿Qué clase de empatía pueden tener la gente que piensa esto? ¿Qué educación siguieron (si es que existió)?

Personas como Malala y Kailash representan absolutamente todo lo que les quiero trasmitir hoy. Son los flamantes PREMIOS NOBEL DE LA PAZ. Malala Yousafzai, internacionalmente conocida, quien hace dos años  fue tiroteada por los talibán mientras se dirigía a la escuela. Desde entonces, es una de las más firmes  defensoras del derecho a la educación. El es Kailash Sathyarti, activista indio, quien desde hace décadas, lucha contra la explotación infantil en su país. Kailash fundó la Marcha Global contra el trabajo infantil, que reunió a más de siete millones de personas en todo el mundo.   También fue presidente de la Campaña Mundial por la Educación.

Dos ejemplos de personas que están poniendo su granito de arena para cambiar el mundo. Los cambios que ellos proponen vienen del campo de la EDUCACIÓN y a través de estos llegar a la PAZ.

Una política protegionista en el ámbito educativo es la mejor herramienta de cualquier país. Tratar a todos los alumnos por iguales, dándole las mismas oportunidades; desarrollar una política de becas equitativa que no premie a los que más tienen y no castigue a las personas que deben compaginar sus estudios con el trabajo. Una reforma de la formación profesional en la que se inserte la ética empresarial para no encontrarnos con evasores fiscales y promotores de paraísos fiscales. La conexión entre Ayuntamientos y Escuelas o Institutos para desarrollar programas educativas conjuntos…Y, por qué no decirlo, blindar las Leyes Educativas, obligarlas a ser aprobadas por consenso.

Respecto a este último punto debo aclarar muchas cosas que he escuchado últimamente. Todas las reformas educativas planteadas por el PP no han tenido consenso en las Cortes, puede verse las votaciones en la web del Ministerio. Sin embargo, os guste o nó, las Leyes Educativas promovidas por el PSOE han tenido un amplio apoyo de casi todos los grupos Parlamentarios, todos menos el PP.

Y si repasamos un poco la historia Legislativa y Reformista de nuestro país podemos observar como el PSOE siempre buscó consenso con todos los Grupos Parlamentarios, sólo en materias de ajustes y recortes lo apoyo el PP. Sin embargo el PP nunca ha tenido vocación política, aprueba con su vara de mayorías y les importa un pimiento las aportaciones de otros grupos.

El tema de debatir y llegar a acuerdos también debe estar implícito en el currículum escolar, aprovechando las numerosas destrezas y habilidades que pueden complementar el desarrollo curricular, por ejemplo de la asignatura de Lengua o Educación Física.

Termino con una frase de un personaje contemporáneo vital, que aúna esta maraña de casos que os he expuesto. En palabras de Nelson Mandela

“LA EDUCACIÓN ES EL ARMA MÁS PODEROSA QUE PUEDES USAR PARA CAMBIAR EL MUNDO”

1414077451434